Cosas que se ven paseando por Pont de Molins

Lo que passà en aquest poble empordanès fa 75 anys és esgarrifós.

Anselmo Polanco

Anselmo se fugó de casa cuando era niño para subir al monte más alto de la comarca, y estar así más cerca del Cielo. Después sería fraile. También obispo, aunque él no quería.

Durante la guerra civil fray Anselmo Polanco, obispo de Teruel, fue hecho prisionero por las tropas republicanas cuando conquistaron la ciudad. El corresponsal del Daily Express lo describe así: «Después de mediodía el Obispo de Teruel fue sacado de entre las ruinas con negra barba no rasurada desde varios días, las mejillas pálidas y enjutas, abrigado el cuello con una bufanda negra, y un gorro en la cabeza. (…) Alguien le dio un vaso de agua. El Obispo manifestó su gratitud con una sonrisa”.

En enero de 1938 lo llevaron preso e incomunicado a Barcelona. El Gobierno republicano no sabía cómo legitimar su encarcelamiento y su falta de proceso judicial. Cuando las tropas nacionales se acercaban a Barcleona, el Gobierno ordenó el traslado del obispo a Pont de Molins. Allí, en Can Bosch, se presentaron las Brigadas de Líster; su jefe, Pedro Díaz, ordenó que le entregaran a los 42 prisioneros y evacuados de la Cruz Roja.

Polanco

El 7 de febrero de 1939 los llevaron al barranco de Can Tretze, donde los ametrallaron y arrojaron por el barranco. Después quemaron los cadáveres. Al cabo de 10 días los descubrió el pastor Pere, de Can Salelles.

Hoy el fraile que no quería ser obispo es beato. Lo mataron hace 75 años en un pueblecito de Cataluña, cuando sus asesinos tenían perdida la guerra. Hoy el nacionalismo nos cuenta que la Cataluña de 1936-39 era un paraíso democrático asediado por “Espanya”. No es cierto: aquí pasaron cosas horribles, quizás incluso más que en el resto de la nación.

El 25 de octubre algunos se acercarán al barranco de “Can Tretze” para honrar a quienes allí murieron, y pedirles por nuestra Cataluña y toda España. Quien lo desee puede unirse a la excursión llamando al 93.467.22.84; o sencillamente, recordar con humildad que todos podemos ser capaces de lo mejor y de lo peor.

Dolça i martiritzada Catalunya…

bastoncillo



Categories: Alma, Historia

Tags: , , , , ,

18 comentarios

  1. Hasta el dia en que se celebraron las primer elecciones democráticas, en las proximidades de Pont de Molins, cercano a Figueras (GERONA), en la cuneta de la carretera había una gran roca con letras de bronce, que decía: CAMINANTE, EN ESTE LUGAR QUE ATRAVIESAS, FUERON VILMENTE ASESINADOS EL OBISPO DE TERUEL Y 34 CAUTIVOS DE GUERRA INOCENTES, GRAN PARTE DE ELLOS SOLDADOS ITALIANOS DE REEMPLAZO, POR LAS HORDAS MARXISTAS EN SU DESESPERADA HUIDA A FRANCIA.EN SU MEMORIA TE PEDIMOS UNA ORACION. Alguna mano interesada arrancó las letras, si bien queda alguna todavía.Parece que los responsables de la matanza fueron LISTER Y VALENTIN GONZALEZ “EL CAMPESINO”, que huyeron como ratas despavoridas a disfrutar del exiilio de la dulce Francia, como SANTIAGO GARRILLO, el genocida de Paracuellos, a París, no a los campos de concentración de Banyuls o Argeles Sur Mer,donde fueron a parar cientos de miles engañados y atemorizados por ellos. Las memoria histórica de Zapatero y Garzón, los ignoró.
    Nuestros abuelos y padres lo vivieron y así nos lo transmitieron. La Historia no se puede cambiar ni ocultar.

  2. Malauradament no podré estar a Pont de Molins. Suposo que hi hauran altres ocasions. Aquest genocidi de l’Església a Espanya no s’ha d’oblidar mai. Ho hem de pendre com un compromís personal per recordar-ho i fer-ho recordar cada any. Es un recordatori trist pero necessari per evitar que torni a passar.
    Tinc com a record familiar la narració de com el meu besavi (que no anava mai a missa) quan li van dir que havía d’anar a “tirar sants” a l’esglesia del poble va dir que a ell no li trobarían, amb risc de la seva vida.Aixó era a Bellmunt, un preciós poble de Terol a on els anarquistes van portar l’infern a la terra.

  3. Una cosa que me pone enfermo es que algunos de estos que se pusieron ciegos de matar… luego a su vez fueron fusilados por el otro bando y hoy nos son vendidos como leales defensores de la democracia, “luchadores de la libertad” y “asesinados por el franquismo”.
    Desmanes hubo por ambos bandos… pero que no me hagan comulgar con ruedas de molino.

  4. Ante todo, si hay aquí algún familiar de algún sacerdote o militar fusilado, vaya por delante mi más sentido pésame.

    Pensad que tras 40 años de dictadura, muchos de los que hicieron barbaridades en el bando Republicano pagaron sus deudas (y los que no por si acaso), sabéis dónde tenéis a vuestros muertos, podéis ir y llorarles, se les ha puesto monumentos y se les ha beatificado.

    La memoria histórica lo único que pretende es que el otro bando pueda hacerlo también. Saber en que cuneta están sus familiares. Negar eso es no haber aprendido nada.

    Y que quede constancia, que me repugnan TODOS los asesinatos, tanto los de un bando como los del otro, NINGUNO es justificable y TODOS deberían ser castigados.

    Si no recuerdo mal, me enseñaron en mi infancia que era de buen cristiano saber perdonar, o puede que me equivoque.

    Saludos.

    • Estoy de acuerdo -en líneas generales- con tu comentario. Hay que saber perdonar. Pero algunos de los crímenes que se cometieron fueron cualitativamente diferentes. Creo que no es temerario calificar de genocidio los asesinatos masivos de eclesiásticos que se cometieron en el bando republicano en los primeros meses de la Revolución. Lo que llama la atención es el grado de sadismo y crueldad gratuita que se ejerció sobre ese colectivo: hombres castrados en vivo y obligados a tragarse sus genitales, personas enterradas vivas, monjas torturadas y violadas, personas mutiladas repetidamente y dejadas morir lentamente, las atrocidades más viles se dieron en España en el bando republicano. En el bando nacional, aunque también se cometieron salvajadas, se recurrió al juicio sumarísimo y la ejecución por fusilamiento o garrote vil (para los delincuentes comunes).

  5. Yo no soy partidaria de resucitar el pasado, sobre todo cuando ha sido tan cruel, pero leyendo toda esta información me pregunto cómo se ha permitido dar tanto bombo y platillo a los fusilados por el bando nacional sin dar a conocer la contrapartida, ¡o todos o ninguno!. La herida estaba aún demasiado fresca para destaparla pero si alguien consideró que debía hacerse hubiera debido ser imparcial y ecuánime.

  6. Viva Cristo

  7. Ornamento. …ego tatxo

  8. Ornamento. …ego tato.

  9. Gracias DolçaCatalunya por acordaros de Obispo Anselmo Polaco.
    Este recordatorio da Fe de vuestro compromiso cristiano
    Viva la Cataluña del seny y de los Dolos. .

  10. Y hay algunos clérigos catalanistas, entre ellos el monje montserratino Hilari Raguer, que son furiosamente adversarios de la beatificación de los mártires. Incluso han escrito libros explicando cómo el obispo Irurita huyó a… ¡Rusia!…, pero, atención, ¡el mismo día y a la misma hora en que se celebraba la primera misa de campaña en la Plaza de Cataluña de Barcelona!. ¿Alguien puede comprender ese despropósito?. Pues hay un libro de un pseudohistoriador que lo cuenta como si tal cosa. En fin, que la Federación de Cristianos de Cataluña honre a su beato Pere Tarrés Claret reeditando y distribuyendo su libro “Mi diario de guerra”. A ver si nos aclaramos todos.

  11. De infausto recuerdo, antes y durante la beatificación de Tarragona del año pasado, la actuación de la “iglesia nacional catalana”…. Casi pidiendo perdón por tener que beatificar a los mártires y sin explicar porque y por quienes fueron martirizados…. Memoria histórica selectiva y políticamente correcta.

  12. El frente de Teruel fue junto con la batalla de Ebro lo más duro de la guerra civil. De hecho fue la única capital de provincia que cambió 3 veces de bando, ese invierno especialmente frío ( <20ºC) congelaba no sólo a los soldados ( los moros lo recordaron especialmente) como al combustible de la maquinaria, una especie de Stalingrado patrio. Un tío de mi padre contaba que defendiendo el seminario bombardeaban desde enfrente y la estructura de piedras de sillería del edificio aguantaba rebotando los proyectiles como si fuese un frontón. El obispo sobrevivió al asedio con su bufanda pero luego ya veis…

  13. No hay que ir tan lejos, el obispo de Barcelona Monseñor Irurita y Almandoz, obispo de Barcelona desde Marzo de 1930 hasta su muerte fue inferida “in odium fidei”, en lugar y fecha desconocidos, por aquellos que buscaban hacer de España un Estado sin Iglesia y sin Dios.

    Por la puerta de entrada al Palacio Episcopal salía el obispo Irurita a las 11 de la mañana del 28 de Enero de 1939, conducido por un misterioso personaje. Ambos iban vestidos correctamente y con gabán. Les esperaba un coche con matrícula extranjera. Aquél agente especial del S.I.M. con su víctima, el Obispo Irurita llegaron a Rusia. El mártir quedó en lugar desconocido de aquel mundo de hielos. El coche oficial con bandera(???) que conduce el agente especial del S.I.M. y a su prisionero el obispo de Barcelona, cruza velozmente hacia Francia, atravies Francia y desde Holanda embarcan para Rusia

    Había pasado la persecución, Barcelona se hallaba concentrada aquél 28 de Enero de 1939 en su Plaza de Cataluña, celebrando la primera Misa pública después del vendaval.

    Parece que no se puede dudar de la presencia del “S.I.M.” ( Servicio de Investigación Militar) en la vida del Obispo Irrita desde 1937 y sus intervenciones en Barcelona, sus cárceles elegantes y secretísimas; o checas torturadoras con procedimientos científico-psicológicos para deshacer la resistencia moral del preso…¿ Quién participó en su muerte, la masonería, el comunismo de Stalin?

    En Enero de 1939 Barcelona era la capital de España. El Conseller comunista Miquel Serra i Pamies que fingió el máximo interés en cumplir la orden del Estado mayor rojo de dinamitar Barcelona, empezó y entretuvo su atención con destrucciones parciales de objetivos militares ” Mi hermano se jugó la vida para que no fuera cumplida la orden de convertir Barcelona en “tierra quemada” ha escrito su hermano Josep Serra. Esperó a que todos los jefes militares rojos o rusos se marcharan. Estaban entrando los Nacionales por la Diagonal y Avenida de la Cortes catalanas, y Miguel Serra se mantenía en su puesto del hotel Ritz para impedir la voladura de los puntos neurálgicos de Barcelona. El mismo camino hacia Rusia que siguiera Monseñor Irurita siguió Miguel Serra, sin detenerse.

    El 1 de Febrero de 1939 a las 22,30 horas ocurre la última sesión de las Cortes de la II República en el Castillo de San Fernando de Figueras. Allí se refugiaron el presidente Manuel Azaña; el jefe del gobierno Juan Negrín, el “president” Lluis Companys, el “lendacari” José Antonio Aguirre y 12 ministros.

    Bibliografía–Interesante obra de Don Antonio Sospedra Buyé, sacerdote y Licenciado en Derecho Canónico.” La misteriosa muerte del Santo Mártir Obispo de Barcelona Doctor Manuel Irurita y Almandoz. 2008

  14. Fueron asesinados por miembros del bando republicano y por motivos religiosos:

    – 13 obispos (Nieto, de Siguenza; Huix, de Lérida; Laplana, de Cuenca; Asensio, de Barbastro; Serra, de Segorbe; Basulto, de Jaén; Borras, de Tarragona; Estanaga, de Ciudad Real; Ventaja, de Almería; Medina, de Guadix; Irurita, de Barcelona; Ponce, de Orihuela; y Polanco, de Teruel).

    – 4.184 miembros del clero secular, seminaristas incluidos.

    – 2.365 religiosos.

    – 283 monjas.

    Aparte fueron asesinados varios miles de personas no tanto por razones políticas sino religiosas.

    http://laverdadofende.wordpress.com/2013/11/09/diario-de-los-crimenes-de-la-ii-republica-que-el-psoe-jamas-te-contara/

  15. Cataluña tierra de santos y de mártires

    Jaime Hilario Barbal y Cosat, nacido en Enviny, Pallars Sobirà, en 1898, y asesinado cuando aun no había cumplido los cuarenta años. Fue el primer catalán santo de la Cruzada de 1936, yo prefiero decir que fue el primer español, nacido en Cataluña, mártir en la Cruzada de 1936.

    Tras él vendrán innumerables. El obispo de Barcelona, monseñor Irurita con 279 sacerdotes de su clero diocesano. Y 194 sacerdotes de Gerona. Y al obispo de Lérida, monseñor Huix con 270 de sus sacerdotes, muchos más de la mitad de los que tenía la diócesis que, después de la de Barbastro, fue la más masacrada de España. De cada cien sacerdotes, asesinaron a sesenta y seis. Y 60 de Solsona. Y 131 de Tarragona, encabezados por su obispo auxiliar monseñor Borrás. Y 316 de Tortosa, la tercera de las diócesis de España en el cuadro de honor de las más gloriosas pero también, para vergüenza de sus hijos, donde hubo más asesinos. En Tortosa, de cada cien sacerdotes sólo asesinaron a sesenta y dos. Y 109 sacerdotes de Urgel. Y 177 de Vich.

    ¿Os dais cuenta de que hablo de más de 1500 sacerdotes asesinados en Cataluña? ¿Sabéis, vivís con el orgullo, con el santo orgullo de que tenéis a más de 1500 santos en el cielo? ¿Qué si hay justicia eclesial el santoral terminará lleno de nombres catalanes? ¿Qué el cielo está lleno de santos sacerdotes de Cataluña?

    Y no he hablado de los religiosos. Sólo de la diócesis de Barcelona, e incluyendo alguno extradiocesano que se encontraba de paso en ella, fueron asesinados 12 agustinos; 23 benedictinos, casi todos ellos de Montserrat; 1 camilo; 27 capuchinos, en su mayoría de Sarriá; 15 carmelitas descalzos; 4 carmelitas calzados; 3 hermanos terciarios carmelitas; 6 cartujos de Tiana; 28 jesuitas; 10 dominicos; 60 escolapios; 7 franciscanos; 6 franciscanos menores conventuales; 42 hermanos de las Escuelas Cristianas; 46 gabrielistas; 91 maristas; 2 mercedarios; 3 mínimos; 36 claretianos; 3 misioneros del Sagrado Corazón; 3 misioneros de los Sagrados Corazones; 4 misioneros de los Sagrados Corazones del mallorquín P. Roselló; 4 operarios diocesanos; 9 oratorianos; 3 paúles; 4 pasionistas; 17 hijos de la Sagrada Familia; 21 salesianos; 9 religiosos de San Pedro ad Vincula; 29 hermanos de San Juan de Dios; 9 hermanos de la Caridad de la Santa Cruz; 1 trinitario. Que suman más de 500.

    Y sin salir de la diócesis barcelonesa y en el colmo de la barbarie asesina: 2 carmelitas de la Caridad; 4 carmelitas terciarias descalzas (del P. Palau y Quer); 2 de la Compañía de Santa Teresa; 3 religiosas de la Divina Pastora; 1 dominica; 2 beatas dominicas; 5 dominicas de la Anunciata; 1 hermana de la Doctrina Cristiana; 2 hijas de la Caridad; 2 salesianas; 2 franciscanas de la Misericordia; 1 franciscana de la Natividad; 1 franciscana de los Sagrados Corazones de Jesús y María; 1 religiosa del Inmaculado Corazón de María; 9 mínimas; 2 misioneras de la Inmaculada; 5 reparadoras y 1 hermana de San José. Un total de 46 monjas, de 46 santas e inofensivas mujeres. Sólo en la diócesis de Barcelona.

    ………………………………………………….

    http://www.hispaniamartyr.org/Archivos/Cat_t_santos.htm

  16. ¿Memoria histórica? Algunos no quieren recordarlo, para ellos estos asesinados eran “los malos”.

Deja un comentario