Lecciones de la revolución francesa para Cataluña

Per què el nacionalisme representa lo contrari de lo que volien els catalans que lluitaren per la independència enfront Napoleó.

Fa uns dies França celebrava l’aniversari de la revolució francesa. Napoleón representó su fase cesarista, cuyas consecuencias para España fueron enormes. Hoy, para escándalo de papanatas y cursis, queremos recordar lo que el historiador estadounidense Stanley G. Payne recoge en su interesante España, una historia única:

“El resultado de la toma de poder por parte de los franceses fue la Guerra de la Independencia española, que para todo el mundo es, con mucho, la más generalizada e intensa reacción popular y nacional antinapoleónica de las registradas en Europa. (…) En general, el clero fue más importante que los políticos liberales a la hora de movilizar a grandes sectores de la población, que, más que por ninguna concepción moderna de ‘España’, lucharon por la religión y por su forma de vida tradicional. La mayoría no tenía ninguna conciencia de la idea moderna de nación aunque no hay duda de que los liberales sí la tenían. (…) 

La Guerra de la Independencia fue un desastre notable. Durante los cien años anteriores Francia había sido considerada amiga y a veces aliada, pero acabó lanzando un brutal ataque  sobre España. Aunque los españoles se resistieron con valor y, finalmente, con éxito, el coste fue enorme. El país se había librado de conflictos bélicos graves durante casi cien años y apenas estaba preparado -ningún país lo habría estado- para las atrocidades masivas, el sufrimiento, la muerte y la destrucción que le sobrevinieron. Un aspecto importante que con frecuencia se pasa por alto es el de los enormes saqueos de objetos de valor y tesoros artísticos, en su mayoría nunca devueltos, que cometieron los franceses. De los tres grandes ‘saqueos de España’ -los cometidos por los árabes, los franceses y los revolucionarios de 1936- sin duda éste fue el peor. La guerra le costó a España toda una generación de desarrollo cultural y económico, de manera que en la década de 1820 apenas había recuperado el nivel de 1800. En términos proporcionales, España comenzó por tanto el siglo XIX en condiciones comparativamente peores de las que había tenido al iniciar el XVIII, hasta el punto de que cualquier posible progreso que hubiera hecho durante el Siglo de las Luces parecía dudoso”.

Escolti, i això què té a veure amb Catalunya? Pues mucho, porque además de deshacer mitos nos ayuda a entender muchas cosas de las que explicaba el catedrático Canals:

“Es un hecho siempre silenciado por los historiadores, especialmente en la medida de su orientación catalanista, que Cataluña es, de todos los pueblos europeos, aquel que más reiteradamente se ha alzado en guerras de arraigo popular contra el Estado liberal: la Guerra Gran de 1793-1795; la guerra de la independencia antinapoleónica de 1808-1814; la guerra anticonstitucionalista de la Regencia de Urgel durante el trienio liberal de 1820-1823; la guerra antiafrancesada de los agraviats de 1827; la ‘primera’ guerra carlista; la de los matiners de 1846-1849; y la ‘segunda’ guerra carlista de 1872-1875. (…) El catalanismo venía a ser, en sus dimensiones derivadas de su génesis romántica y burguesa, algo extrínseco a las corrientes profundas de la auténtica catalanidad”. 

Es significativo que finalmente tantos catalanes hayan adoptado la ideología contra la que nuestros antepasados libraron 7 guerras en 80 años: el nacionalisme fill de l’idealisme alemany i la revolució francesa. Y el nacionalismo no solo ha adoptado esta devoción por la república, la revolución y el desastre que trajeron; también les gusta la sangre, como vemos cada año en los premios que otorga ERC en Tarrasa, denominados “gorra frigia y guillotina”, el 2º de los cuales se entrega a algún catalán libre de nacionalismo, sin disimular lo que se quiere hacer con él:

El dr. Freud en diria complexe d’inferioritat; Scheler le llamaría resentimiento. O lo superamos o de Cataluña no quedarán ni las cenizas.

Dolça i  antiabsolutista Catalunya…



Categories: Historia, Pensando bien

Tags: , , , , ,

8 comentarios

  1. Complejo de inferioridad, resentimiento o, simplemente, mezcla peligrosa de envidia y odio cochino hacia todo lo que suene a España. A tenor de las noticiasx que van apareciendo estos últimos días, como el constante y repetitivo lloriqueo de TV3 por la supuesta “mala” salud del catalán, los documentos presentados a la ONU por parte de una espedie de nuevo chirinbguito, autodenominado OAC y otros ataques a España, se deduce que los lazis están dispuestos a seguir con su monotema a pesar de todos los pesares. Es de esperar que alguien los frene de una vez y por todas, si no queremos ver esta Comunidad Autónoma reducida a nada.

  2. El fallo principal de la republiqueta, ha sido intentarlo con gente educada con un referente español en mayor o menor grado……..es mal asunto intentar enfrentarse a los maestros, haciendo una chapuza de imitación.

  3. La lección de la Revolución Francesa la aprendieron muy bien , les quedó el francés que tan bien han practicado mientras los amos no han querido ser muy ambiciosos ,con ganas de quedarse Cataluña para explotarla estilo antepasados del pijín Arturet .

  4. https://www.labrujulaverde.com/2018/12/el-gorro-frigio-un-simbolo-de-libertad-basado-en-una-confusion-historica.

    Ni gorro frigio ni símbolo de libertad.

    Y la barretina era cosa de judíos y marineros.Muy catalana ella.

  5. Ojo! La RF fué el triunfo de la masonería en Francia contra el catolicismo…con la ayuda de la masonería norteamericana pero contra la masonería inglesa, prusiana y rusa. Fué un largo episodio sanguinario durante el que se produjo una cruel persecución del clero católico. Hay que ver la peli “Diálogo de carmelitas” que lo describe exactamente. Napoleón y sus hermanos masones fue la consecuencia…no les fué mal a los franceses que ampliaron su imperio colonial desde Egipto hasta Indochina, pero a costa de una sangrienta guerra civil.

  6. Ley histórica infalible:
    “A TODA REVOLUCIÓN
    LE SIGUE UN NAPOLEÓN” (..o un Castro, Stalin, etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: