San Agustín destroza el nacionalismo

Perquè el nacionalisme destrossa la societat.

Vers l’any 408 Sant Agustí va escriure Nectari, veí de Calama (avui a Algèria), una carta respondiendo a su petición de ayuda ante los alborotos de esa ciudad. Su carta nos ayuda a entender lo que es el patriotismo y su degeneración:

«Celebro que, mientras tus miembros ceden al frío de la ancianidad, tu alma se inflame con el amor de la patria. (…) los buenos se deben a la patria sin límites de modo o de fin. Por eso quisiera afiliar a un ciudadano tan bueno como tú a una patria más alta (…). Si fueses ciudadano de ella, pensarías que no has de poner límite ni tasa en servir a esa pequeña porción que todavía peregrina en esta tierra. Serías tanto más bueno, cuanto que ofrecerías tus debidos servicios por una ciudad mejor, en cuya paz eterna no tendría fin tu felicidad (…)

Por eso predijo ese mismo Dios que vendrían a tierra los dioses múltiples y falsos y mandó derrocar sus ídolos. Porque nada hay que haga a los hombres tan insociables y perversos en su conducta como la imitación de esos dioses. (…)

Te digo esto porque me escribes que, cuando más próxima a su fin está tu vida, tanto más deseas dejar a tu patria incólume y floreciente. Suprímanse tantas vaciedades y locuras, conviértanse los hombres al verdadero culto de Dios y de las costumbres castas y piadosas, y entonces verás a tu patria floreciente, no en la opinión de los mentecatos, sino en la verdad de los sabios. Cuando esta patria carnal en que naciste forme parte de aquella patria en la que se nace por la fe y no por el cuerpo, en la que todos los santos y fieles a Dios florecerán en una eternidad sin término, después de las fatigas invernales, por decirlo así, de esta vida, entonces lo verás».

El amor a la patria humana y terrena tiene que ver con la bondad; el verdadero patriota purifica ese amor amb l’amor a la pàtria eterna i divina, hacia la cual todos nos dirigimos. La idolatría -¿cómo no pensar en el espantajo de laNació adorada por el nacionalismo?- destruye la patria, pero el culto a Dios hace florecer la sociedad terrena.

La decadencia actual de Cataluña en todos los ámbitos, su conversión en barrizal moral y burdel de toda ideología, demostra l’encert de l’anàlisi de Sant Agustí. Totes aquestes coses les saben els bisbes? I els seus 411 capellazis i 38 diaques que firmen els manifestos nacionalistes?

Dolça i falsificada Catalunya…



Categories: Alma, Pensando bien

Tags: ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: