Qui són aquestes monges que saluden amb la senyera espanyola a Sant Joan?

Una historia digna de película de Hollywood.

Cuando un barco español pasa por el canal de entrada de San Juan de Puerto Rico, frente a los castillos del Morro y San Cristóbal, alguien ondea una enorme bandera española en un edificio blanco próximo a la embocadura. Son las monjas.

16 de julio de 1898, año del Desastre, cuando Estados Unidos declaró la guerra a España para arrebatarle un tros de país. Explica Pérez Reverte que:

“trece días antes, la escuadra del almirante Cervera, que había salido a combatir sin esperanza en el combate más estúpido y heroico de nuestra historia, había sido aniquilada en Santiago de Cuba por el abrumador poder naval norteamericano. Los buques de guerra yanquis bloqueaban la isla de Puerto Rico, impidiendo la llegada de refuerzos y suministros a las tropas cercadas. En esas circunstancias, el “Antonio López”, un moderno y rápido buque mercante que había salido de Cádiz con armas y pertrechos para la guarnición, recibió un telegrama con el texto:«Es Que Usted Haga Llegar Preciso El Cargamento Un Puerto Rico Aunque Sí Pierda El Barco». Veterano, disciplinado, profesional, con los aparejos en su sitio, el capitán del Antonio López, que se llamaba don Ginés Carreras, intentó burlar el bloqueo estadounidense. No lo consiguió. El 28 de junio, cuando navegando sin luces y pegado a la costa intentaba entrar en San Juan, fue localizado por el USS Yosemite, que lo cañoneó. El capitán Carreras logró escapar a medias, varando el barco en Ensenada Honda, cerca de la playa de Socorro, desde donde en los días siguientes intentó llevar a tierra cuanto podía salvarse del cargamento. Pero dos semanas más tarde, el USS New Orleans se acercó para dar el golpe de gracia, destrozándolo a cañonazos.

Bajo el bombardeo, un tripulante del Antonio López, que se había atado la bandera del barco a la cintura antes de echarse al agua para intentar ganar tierra a nado, llegó gravemente herido a la orilla. Nunca pudo averiguarse su nombre, pues murió en brazos de un puertorriqueño de los que acudieron a ayudar a los náufragos. «Que no la agarren», suplicó el marinero mientras moría, señalando la bandera. Y el puertorriqueño cumplió su palabra, quizá porque se llamaba Rocaforte y era de padres gallegos. Hombre supersticioso o religioso, y en cualquier caso hombre de bien, por no incumplir la demanda de un moribundo, la guardó en su casa durante años. Y al fin, un día, pensó en las monjas.

Eran españolas, de las Siervas de María, instaladas en la isla desde 1897. Atendían un hospital junto a la boca del puerto, y permanecieron allí después de la salida de España y la descarada apropiación de la isla por los Estados Unidos. Acabada la guerra, las hermanas, con la natural nostalgia, adoptaron la costumbre de saludar desde la galería del hospital, agitando sus pañuelos, cada vez que un barco de su lejana patria entraba o salía en el puerto. Eso dio a Rocaforte la idea de confiarles la bandera. Se presentó en el hospital, contó la historia a la madre superiora, y le entregó la enseña. Y desde entonces, cuando entraba o salía de San Juan un barco español, las monjas hacían ondear en la galería, en vez de pañuelos, la vieja bandera del barco perdido.”

Todavía lo hacen, un siglo después, desde su convento junto a “La Fortaleza”, la residencia de los gobernadores de Puerto Rico. De las veinticuatro Siervas de María que atienden hoy el hospital, ya sólo cinco son compatriotas nuestras: Sor Maximina, Sor Luisa, Sor Virtudes, Sor Prudencia y Sor Dolores. Ellas y sus compañeras, “todas enfermeras tituladas, además de ayudar a los enfermos que no tienen dónde recuperarse, visitan casas particulares y hospitales para dar asistencia a personas que no pueden valerse por sí mismas y carecen de apoyo familiar”. 

Les bones monges són informades pel Consulat d´Espanya a l´illa de l´arribada dels nostres barcos y saludan desde la galería campeando la bandera. El capitán del barco español, navegando lentamente por el canal de boyas, cumple con el viejo ritual de fer tres tocs de sirena i ordena respondre onejar també la senyera de tots. Algunos capitanes las visitan después respetuosamente y agradecidos, dejan sus dedicatorias como testimonio de esa bella tradición.

Miles de puertorriqueños agradecen también el gesto de las religiosas, como José Nieves Seise, que dio un espectacular discurso en la ONU: “es hora de que los puertorriqueños volvamos a casa, a España“.

Heroísmo, dignidad, discreción, constancia, servicio. Y amor, mucho amor. Això és el patriotisme. De lo altre, del que patim aquí, el supremacisme, el victimisme, l´odi i la fantasía, se´n diu nacionalisme.

Dolça i puertorriquenya Catalunya…

 



Categories: Historia

Tags: , , , , , , , , , , ,

43 comentarios

  1. En realidad los puertorriqueños siguen siendo españoles porque nunca han dejado de serlo ya que cuando los estados unidos se apodero de la isla, ellos nunca perdieron la nacionalidad española

  2. Que bonita historia!!!!!!!

    Muchos Puertoriqueños siguen sintiéndose españoles, ya que en realidad nunca dejaron de serlo!!!!!!

  3. Gràcies Dolços, es un bonic homenatge als nostres soldats que lluitaren per la pàtria de tots!

  4. Así es y será. En la foto se puede ver la mejor embajada de España, el buque escuela Juan Sebastián de Elcano en una de sus visitas a Puerto Rico-

  5. Es muy interesante el movimiento por la reunificación de Puerto Rico con España. Hacen una labor importante en la isla. Lamentablemente, ya apenas quedan buques mercantes de bandera española. Ojalá algún día la banderade España vuelva a ondear en San Juan de Puerto Rico.

  6. Artículo Primero de nuestra Constitución de 1812: «La Nación española es la reunión de todos los españoles de ambos hemisferios». Un abrazo fraternal a los compatriotas de Puerto Rico, en su hemisferio. Como se puede leer en el panteón de don Francisco Pi y Margall, de haberse seguido sus sabios consejos Puerto Rico no habria sido conquistado y sometido de manera tan ruin por los yankis. Como comunidad autónoma o federal en el todo nacional, el regreso de los boricuas a la ciudadanía española, si esta fuera su voluntad, debería ser saludado por los demás españoles. Su libertad debe ser la de todos los españoles

  7. La historia de la apropiación de Puerto Rico por EEUU es la más triste de cuantas guardan relación con la pérdida del Imperio, porque Puerto Rico fue la única parte de la Monarquía Universal que se segregó de España, no por la fuerza de un movimiento independentista propio, sino sólo por la acción de una potencia extranjera.

    ¿Qué esperabais de Puerto Rico? Mirad su escudo oficial, único en el mundo donde campean el yugo y las flechas bajo las iniciales, respectivamente, de Fernando e Ysabel.
    Bajo la “F” de Fernando está el yugo de Ysabel, y bajo la “Y” de Ysabel están las flechas de Fernando. Que tanto monta Aragón como Castilla.

  8. Puerto Rico era provincia Española. (no colonia) y fue anexionada por USA.
    Sus habitantes intentan ahora sin éxito convertirse en estado USA
    Que tal si votaran el regreso a la Corona de España. ??
    No creo que fuese dificil conseguirlo….

  9. Escéptica: Porque insultas a la historia y a los católicos diciendo sobre Hispanoamérica: la herencia ” maldita que les dejamos…el catolicismo”. Lo que debes proponerte es ilustrarte un pelín sobre la Historia de Hispanoamérica, y te enterarás de que los españoles -al margen de algunos malvados avariciosos que siempre los hay en todas partes- respetaron al pueblo indígena y se mezclaron con ellos sin problema. Dos muestras: En Hispanoamérica , lo que más abundan son los de raza indígena con mucha diferencia. Hernán cortés y Fco Pizarro, tuvieron a muchos indígenas en alianza y colaboración con los dos conquistadores, porque se enfrentaron con las tiranías de los aztecas y los incas. La decadencia religiosa, económica, cultural, social y política de Hispanoamérica (hay abundantes datos al respecto) emergió a partir de la prepotencia y la masonería de Simón Bolívar y sus secuaces.

  10. Que historia tan bonita, y que injustos somos con los que fueron leales a España. A que esperamos para hacer justicia histórica con Puerto Rico.

  11. Desconocía todo esto que contáis. Qué bonito.

  12. Siempre he pensado que ha sido una verdadera insensatez no haber reforzado todo los posible los lazos que nos unen a los hispanos de todo el Mundo. Me parece increíble que consideremos prácticamente “compatriota” a un europeo sajón o germánico y, sin embargo, “extranjero” a un mejicano o a un filipino…Yo extendería la ciudadanía española a cualquier hispano que la solicitase como hacen, por ejemplo, los judíos…A veces somos nuestro peor enemigo…

    • Si algo han hecho bien los anglos, es la Commonwealth.

      Nosotros con más sentimiento e historia compartida, hacemos el bobo soñando con ser “europeos”

    • Depende de en qué familia…en mi familia materna por parte materna de mi madre, desde siempre hemos considerado a todos los países de Hispanoamérica hermanos …
      Será pq muchos emigraron allí…en cuanto a Mejico mi abuelo materno entregaba dinero para los los españoles exiliados desde antes de la guerra y cuando se quedo exiliado definitivamente en Francia continuó…es más propuso varias veces a su esposa que se fueran a Mejico…no quiso…salud de España…se quedó aquí para siempre…
      Nunca he cruzado el charco pero siento aquellas tierras como hermanas…por cierto también les pasa como a nosotros tienen muy mala suerte con sus gobernantes…que administran muy mal sus recursos… -es desde mi humilde punto de vista-” la herencia ” maldita que les dejamos…el catolicismo…tiene esa parte muy mala demasiado buenísmo…

  13. Artículo 1 de nuestra gloriosa Constitución de 1812: ” La nación española es la reunión de los españoles de ambos hemisferios”. Un abrazo fratenal a nuestros compatriotas de Puerto Rico, sojuzgados por la ruin conquista y ocupación yanky. Como bien se puede leer en el mausoleo de don Francisco Pi y Margall, si se hubieran seguido sus consejos, los ciudadanos de Puerto Rico seguirían siendo españoles de pleno derecho.

  14. Yo cuando voy uno de los varios `pueblos donde he residido o trabajado en Cataluña y veo que no ondea la bandera española desde hace años y en cambio tienen puesta la indepe por todas partes, me pongo de mal humor y me largo mientras pienso que no se si esto tiene ya remedio…

  15. En cambio la monja Caran ondeaba la estelada cada vez que el Mas iba a cagar

  16. Preciosa y emotiva historia.

    Para ser perfecta sólo le falta que alguna de esas monjas que agitan la bandera sea catalana.

  17. Si encuentro los enlaces,los pondré,en Puerto Rico,los partidarios de unirse a España,rondan la mitad de la población.

  18. Un especial recuerdo a los puertorriqueños que lo están pasando mal después del desastre del huracán María. Espero que, en la medida de lo posible, se repongan pronto.

  19. Cuando Dolça Catalunya se nos pone cursis, lo hace hasta el corvejón: a San Juan de Puerto Rico, le llamáis Sant Joan, ¿por? Como se enteren los boricuas que tanto han resistido la agresión cultural yanqui para que les cambiéis el nombre de su capital….

    Al grano: orgullo de Hispanidad por parte de unas buenas monjas, que sirven a Dios y a las personas con toda humildad, y que recuerdan con orgullo sus orígenes y a su cultura. Todo mi orgullo y admiración para ellas.

    Ahora, no creo que la US Navy ceda sus bases aeronavales permitiendo que PR sea una nación libre y soberana. Y, mientras los boricuas no renuncien a su cultura española, los EEUU no consentirán convertirles en el 51 nuevo Estado de la Unión Americana. Triste historia la de la leal Puerto Rico, subsistiendo con una economía totalmente intervenida y cerrada por el Congreso.

  20. Yo tuve el placer de contemplar esa bienvenida que nos daban las buenas monjitas. Fue en julio de 1974, cuando, procedentes de la Base Aeronaval de Guantánamo en Cuba, entramos en San Juan los destructores de la Armada Española “Méndez Núñez”, “Lángara” y “Blas de Lezo”. Me imagino que nuestros jefes sabían de esta tradición, pero nosotros, muy jóvenes, la ignorábamos, y fue una grata y emocionante sorpresa ver ondear nuestra enseña nacional tan lejos de la patria, y después de 6 meses fuera de ella. Es una imagen que me impactó tanto que siempre la llevaré grabada en la memoria. Muchas gracias hermanas Siervas de María.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: