El error del prusés: Cataluña es más grande de lo que piensan los separatistas

Catalanes somos todos los que nos sentimos familiar, ancestral, laboral y espiritualmente vinculados con Cataluña

Demoledor artículo de Francisco José Soler Gil en el que pone de relieve un punto clave para desmontar el falso relato nacionalista y volver a la realidad: Cataluña no son los nacionalistas que se la quieren apropiar, Cataluña es mucho más grande: somos todos los catalanes que no fuimos a votar el pucheréndum, los catalanes que viven fuera de Cataluña, los descendientes de catalanes, los españoles que han vivido y trabajado en Cataluña y los miles y miles de españoles que sienten a Pla, a Dalí, a Granados, como parte fundamental de su patrimonio:

“Habían hecho muchos cálculos los ingenieros del «procès». Contaban con factores evidentes, como la apatía política del español medio, la acreditada imposibilidad de los partidos nacionales para actuar en equipo, la consiguiente debilidad crónica del gobierno central, los mil complejos de inferioridad, de culpa, y de deuda impagable que determinan la acción (o más bien la inacción) de las instituciones del Estado frente a las autonomías, etc., etc.

Nadie intervendría. Nadie haría nada en serio por frenar la secesión. A nadie le iría nada en el tema, ni nadie estaría dispuesto a una resistencia, que parecería ridícula en un contexto así. Al final, no quedaría sino rendirse ante los hechos consumados: el referéndum, las leyes de desconexión, la proclamación de la República Catalana… Todo paso a paso, muy bien medido, y refrendado por la mayoría actual en la Generalitat. Imparable.

El proceso estaba calculado en detalle, con seriedad y solvencia. Y sin embargo…

Y sin embargo el escenario más probable, en estos momentos, es que el «procès» desemboque en una suspensión temporal de la autonomía catalana, y en un proceso de otro tipo ―penal, por un delito de rebelión― contra los principales líderes implicados en los acontencimientos catalanes de los últimos meses.

¿Qué ha fallado, pues, en los cálculos de los ingenieros de la independencia? Varias cuentas. Pero me gustaría llamar aquí la atención especialmente sobre una de ellas: Cataluña es incomparablemente más grande de lo que los independentistas creen.

Y es que, en un alarde pasmoso de estrechez de miras, los ideólogos del independentismo consideran que una fuerza política de dos millones de votos expresa la voluntad general de Cataluña. ¡Dos millones!

Pero no. Cataluña es incomparablemente más grande que eso. Cataluña abarca también, para empezar, a los bastantes más de dos millones de votantes que no han querido participar en la farsa del referendum del 1-O. Pero no sólo a ellos. Cataluña es también la tierra de los muchos catalanes que se han marchado de allí. No pocos de ellos hartos de la atmósfera asfixiante que el nacionalismo ha creado desde hace décadas en esta región ―tantas veces con la aquiescencia, doloroso es decirlo, de las instituciones estatales que hubieran debido impedirlo hace mucho tiempo―. Otros simplemente por negocios, o por trabajo, o por motivos familiares. No viven ahora en Cataluña, pero es tan suya como pueda serlo de Puigdemont, o de Junqueras.

Más aún, Cataluña es la tierra madre de todos los que llevamos con orgullo un apellido catalán. Aunque nuestras familias dejaran ese suelo hace ya varias generaciones. Y lo que los nacionalistas pretenden, en el fondo, es declararnos extranjeros en el país de nuestros antepasados.

Más aún, tienen título sobre esta tierra cuantos vinieron a trabajar a ella, siquiera temporalmente, desde las demás regiones de España, y contribuyeron con su esfuerzo a hacerla grande. Y todos los habitantes de las regiones que fomentaron su prosperidad, mediante la aplicación de múltiples legislaciones del Estado español, ventajosas hacia las industrias catalanas ―legislaciones que a veces perjudicaban a las empresas de otras partes del país―.

Pero es que, además, existe una Cataluña espiritual, que abarca, por ejemplo, a los lectores y admiradores de gigantes como Josep Pla, que han aprendido, de su mano, a amar y hacer suya la dulce tierra ampurdanesa. Que abarca a los oyentes de Albéniz, de Granados, de Pedrell ―¡qué enorme porción de la música más española ha sido compuesta por catalanes!―. A los admiradores de Dalí. A los numerosísimos donantes españoles que están contribuyendo, orgullosos y fascinados, a la edificación de la Sagrada Familia… ¡Qué grande es Cataluña, realmente!

¿Y qué esperaban entonces los independentistas? ¿Qué todos nosotros, ligados por múltiples vínculos de sangre, de descendencia, de trabajo, y de espíritu con la tierra catalana, asistiéramos con indiferencia al proceso de despojarnos de ella? ¿De declararnos extranjeros en ella, por la voluntad de unos pocos, que han decidido que ellos, y sólo ellos, son Cataluña?

Algunos se sorprenden aún de las múltiples banderas de España que están floreciendo estos días en los balcones de todo el país. Y se sorprenden de que los partidos nacionales, a pesar de los negros odios que los separan, se estén poniendo de acuerdo para hacer frente juntos al desafío secesionista. Y de que un pueblo que parecía dormido, e incapaz de luchar por nada, se esté despertando con la energía y la decisión con que lo está haciendo ahora.

No se sorprenderían tanto si supieran cuánto nos importa Cataluña a millones de españoles. Y qué sentimientos provoca el injusto despojo que se está intentando perpetrar. Catalanes somos todos los que nos sentimos familiar, ancestral, laboral y espiritualmente vinculados con Cataluña. A nosotros no nos han incluido los separatistas en su censo de votantes. Pero ese es su problema. Y en cualquier caso no deberían extrañarse de que, llegadas las circunstancias, estemos dispuestos a defender nuestro patrimonio.”

Dolça i gran Catalunya…



Categories: Catalanes universales, Catalunya de tots, Dando el golpe, Huid del nacionalismo, Mejor juntos, Pensando bien

Tags: , , , , , , , ,

38 comentarios

  1. En Cataluña hay un fuego devastador originado por un grupo de irresponsables manipulados desde la sombra por el hombre que dijo recibir “la deixa de su padre Fulgenci”, Jordi Pujol Soley y que a través de su hijo adoptivo “l’astut Arturito “ha ido colocando en sitios claves, y todo ello en una tierra sembrada y cultivada “anti España” desde hace más de 25 años por este President, al que Tarradellas no tenía ninguna simpatía. Mientras nadie se metía con él, pactaba con el gobierno central de turno y de vuelta a casa se llenaba la boca con el conocido “peix al cova” y aquí en el “centre de negocis de la Generalitat” iba pasando el cepillo por los bolsillos de los catalanes, mientras dejaba que otros a su alrededor también lo hiciesen. Pero cuando desde la Hacienda central se metieron con él y salió publicado en el Mundo que en un mes había ingresado en Andorra más de dos millones de euros, empezó “el seu mal son”. I también su venganza. Con su hijo en Soto del Real está tratando de dar por el final de la espalda a Cataluña. Porque si amase a Cataluña no hubiese permitido lo que está pasando.
    Un Puigdemont con ensoñaciones de Rey Sol aunque deje al país pobre como una rata. Un Junqueras que se crees sus propias mentiras va de funambulista sin red. Lo malo es que pretende que todos le sigan. Una Forcadell incendiaria y fascista de izquierdas. La Pili y la Mili, ahora privadas de libertad, organizando manifestaciones multitudinarias. La Terribas que desde antena pedía se controlasen los guardiaciviles y policía. Y tantos más que podríamos ir enumerando, sin olvidar al Arturito que como un loco salido del manicomio decía a grito pelado que “os penseu que les empreses s’aniran d’aquí? No s’anira ningu…no son les hermanitas dels pobres, etc., etc.”
    Pero no lo olvidemos, todos están escogidos por El exPresident, con el consejo de su Madre Superiora y gestionados por Arturito, que habla castellano en su casa y catalán en los mitings y se cambió el nombre por Artur cuando le nombraron conseller en cap.
    Es necesario un poco de humor ante tal desastre de tamaña magnitud.
    Ahora se ha de apagar este fuego, sin embargo será difícil hacerlo sin dejar rescoldos que puedan volver a prender. No se trata de dejar el terreno en cenizas y ya está. Es importante que se remueva la tierra, se añadan sacos de tierra buena y al cabo de cierto tiempo se planten nuevas semillas para que el terreno vuelva a florecer. Y esto es un trabajo arduo que se ha de hacer desde Cataluña, para Cataluña y hacia el resto de España. Se ha de mantener un mensaje constante a los españoles que Cataluña los ama y que todo este “merdé” es culpa de unos políticos paranoicos que no merecen ser catalanes ni españoles.

  2. Qué gran verdad cuenta en el artículo.
    Mi familia y yo estamos entre esos catalanes que cambiamos a otra ciudad de España por trabajo, pero que regresamos siempre que podemos a visitar a nuestra familia que sigue allí. A casa del padrí y la padrina, del tiet y la tieta, a jugar con los cousinets y a comentar lo mal que va nuestra tierra con estos golpistas.
    Aquesta terra es nostra també.

  3. Siempre hemos dicho que el nacionalismo en Cataluña era la “Cataluña Virtual” o “El Matrix” nunca la Cataluña Real.Por eso el supuesto referéndum era un acto más de virtualidad que no de realidad.

  4. Don Narcís Soler Masferrer, profesor de Prehistoria de la Universidad de Girona, decía que “(…) en todos los lugares los indígenas no son más que los últimos en haber llegado (…)”. En efecto, ¿alguien duda de la condición de ciudadano americano del señor Arnold Schwarzenegger, por poner un ejemplo? ¿O del expresidente Obama? ¿Quién osa decir que los “nous catalans”, los “xarnegos”, somos menos catalanes que el señor Turull, por poner un ejemplo?

  5. Es verdad Cataluña no es sólo de “ellos”
    Pero durante 40 años lo ha sido…

  6. Hace unos años cuando perdía mi tiempo con los trolls recolectores de odio español por foros de internet, una me gritó aquello de “¡que nos odiáis, que nos odiáis, por eso nos queremos ir, bua, bua!”.
    Y yo le dije: “naa, es imposible odiar a una tierra que ha dado a Francisco Ibáñéz, Eduardo Mendoza, Boadella, Dalí, el Tricicle…”. También intuía que existíais los dolços, por eso me resultaba imposible odiar a una tierra tan dolça a pesar de que lo que único que se escuchaba de allí eran los gruñidos forcos, francamente odiosos.

  7. Esta era su oportunidad, y la estan aprovechando al maximo. El proces no da para mas y por tanto los resultados del”referendum” tipo Maduro han de ser “vinculante”. Hay prisa por aprovechar la exigua oportunidad.

  8. Sabe el nacionalismo que en el historial de todas las elecciones autonómicas en Cataluña, hay una abstención media del 40%, este porcentaje de ciudadanos que por muchas razones no se han sentido atraídos o vinculados, este porcentaje que son en muchas ocasiones más que los que gobiernan con una ley electoral totalmente ventajosa para el nacionalismo comarcal, este porcentaje que ahora parece despertar viendo el despropósito del fanatismo nacionalista, este porcentaje que debieron pensar, bueno, esto no nos afecta, están viendo cómo una minoría amplia pero minoría está llevándonos al precipicio, y que somos nosotros el pueblo llano, incluyendo ese 40% de -no va conmigo-, quienes pagaremos todos los dramas que esto ocasione.

  9. Dos millones de votantes independentistas tienen a mal traer a cinco millones de catalanes y a 45 millones de españoles, preocupados a 300 millones de europeos y desesperados a miles de trabajadores que ven peligrar su puesto de trabajo. Han frenado el crecimiento de la economía española, han arrasado Cataluña en lo social y en lo económico y han desestabilizado políticamente a todo el país. Para hacerlo han robado, han prevaricado, han mentido, han adoctrinado a los niños desde las guarderías, han sobornado a los medios de comunicación, han destrozado el estado de derecho, han conculcado todas las leyes habidas y por haber, han recurrido a la amenaza y a la violencia psicológica, han abandonado la democracia representativa y han convertido Cataluña en una dictadura en la que el ruido de la calle ha sustituido a las papeletas en las urnas. Y en el colmo de la doblez, de la indignidad y de la hipocresía, se postulan como demócratas civilizados que apelan al diálogo para solucionar los problemas que ellos mismos han causado sin otra necesidad que la de alimentar su odio, su ego y su arrogancia. No tienen vergüenza.

  10. Solo una cosa, me niego a decir que “Vilaweb” sea un diário de prensa, simplemente creo que es un difusor de consignas que cobra por difundirlas y nada mas. Tampoco que Vicent Partal sea un director de un diario, no es otra cosa que un fanático político 100% subvencionado por la Generalitat.

  11. Y siguen contando sus mentiras.
    Hace 20 minutos han entrevistado a Romeva en france info, radio, y ha dicho que ahora mismo sólo hay dos soluciones: o independencia, o represión del Estado español. Con dos co llons.
    Siguen diciendo por todos lados lo que les sale de su indecencia. Y la réplica del gobierno español es nula.

  12. Mariano,ten piedad,sálvanos de estos psicópatas.

  13. El Sr. Soler ha clavado lo que muchos pensamos y sentimos.
    Catalunya es mucho más que los más de 1500000 secesionistas, es un sentimiento que tenemos millones de personas, de ese estado “opresor español” como lo pintan en el Govern.
    Me quedo con los recuerdos en “La Masella” cuando aprendí a esquiar, o esos atardeceres otoñales en el Maresme.
    Catalunya es mucho más.

  14. Catalunya és més gran que l’imaginària republiqueta catalufa, i Espanya és encara molt més gran, hi era abans, hi sera després.

  15. Que impotencia sentimos los españoles cuando un gobierno no nos da seguridad para manifestar libremente nuestras ideas y que vengan unos energúmenos y nos apaleen y ya está . Menuda porquería de estado español. Como puedes tener valor si no estás respaldado por tus gobernantes. Hay mucho, mucho miedo.

  16. Es que tendríamos que hacer como ellos, salir cada día a tocar los huevos para que vean que somos más.
    El problema es que a diferencia de ellos nosotros tenemos obligaciónes como: madrugar para ir a trabajar porque no cobramos subvenciones, cuidar de nuestros hijos, preocuparnos de pagar nuestra hipoteca porque no somos ocupas, etc. Y así cuesta mucho más movilizarse.

  17. Ya basta.
    Hay que salir a la calle y reivindicar la libertad y la Constitución.
    No se puede vivir así.
    Constitución=libertad

  18. Pero que equivocado anda este blog, el sano sentimiento del odio y no la solidaridad es la base indeleble para forjar una sociedad catalana mejor. Hay que exacerbar las diferencias y rencillas pues la separación y no la Unión hace la fuerza. La lengua no esta para comunicarse sino que es un perfecto instrumento para rechazar al otro que no es igual. El supremacismo es mucho más progre y evita situaciones tan lamentables como que todos se crean iguales ante las ley. Edificado fuertes muros y rompiendo puentes la convivencia se verá reforzada. Todo ello debe hacerse desde la infancia antes de que nuestros nenes leen historias raras por Internet. Lógicamente el que contradiga es un franquista y no merece vivir en el paraíso que estamos forjando.

    • Exacto. Eso es lo que hay que hacer. Seguir la receta de los nacionalistas. Fundar una DE. Una Desunión Europea forjada en el odio, como regalo para las generaciones futuras. Así los pocos que sobrevivan se acordarán mucho de nosotros.

  19. Lo de 2 millones de votos en el pucherendum es por decir algo, porque también votaron darth vader y el Capitan salami.

  20. Dadaísmo político, podríamos decir…

    • Me refiero a las declaraciones de Vicente Partal, que está encantado de que las empresas saquen de Cataluña su domicilio social, a causa de la inseguridad jurídico-económica provocada por la deriva independentista. Y lo está -atención al argumento-, para que así las carreteras y la banca ya no estén en manos de mafiosos. Y es que es altamente probable que, cuando Cataluña sea independiente y su poder judicial esté gobernado por los independentistas, sus carreteras y sus bancos serán gestionados por serafines, aquéllas, y por querubines, éstos.

  21. Que placer leer a Francisco José Soler Gil. Felicidades.

  22. Por favor, no deis por ciertos los dos millones de votos de ambos pucherazos, porque son un montaje.

  23. Lo malo, que es tanta la inacción del gobierno central y la propaganda del Régimen, que es completamente lógico que en el resto de España y del mundo, la gente piense que los catalanes son esencialmente separatistas. ¿Qué se hace para cambiar esta situación? Nada.

    O los catalanes, hacen revivir con éxito el Espíritu del 8_0 ante cada provocación del Régimen, o nadie de los tres poderes hará nada por ayudarlos.

    Estamos solos.

    • La dejadez del gobierno de España, del actual y de los anteriores, también debería considerarse delictiva.

    • Creo que el Gobierno de España intenta ser escrupulosamente legal, respetando al máximo la constitución para asegurarse de que no se produce un recurso al constitucional de los rebeldes (serían más que capaces), que obligara al TC a pronunciarse en contra del Gobierno.

      La constitución nos protege a todos, también protege la libertad de expresión de los “periodistas” vendidos que propagan las mentiras de los rebeldes.

      Es hora de salir a la calle todas las veces que hagan falta pero sobre todo, si hubiera elecciones autonómicas, para parar esto hay que votar a uno de los tres partidos que se fueron en la sesión del 6 de septiembre del parlament, que nadie se quede en casa o nos hunden.

  24. DEMOSTRADO, VIVIR DEL SUDOR AJENO ABLANDA LAS NEURONAS:

    Un periodista ‘indepe’ se alegra de la fuga de empresas y las tilda de “banda de mafiosos”

    El director de ‘Vilaweb’, uno de los diarios más subvencionados por el Gobierno de Puigdemont, asegura en un vídeo de la ANC que el éxodo empresarial es “una señal magnífica”

    “Banda de mafiosos”. Así califica Vicent Partal, director del diario digital Vilaweb, a las empresas que han decidido cambiar su sede social, más de 700 según el último balance. Partal utiliza esta expresión en un acto organizado por la Assemblea Nacional Catalana (ANC), entidad independentista que ha distribuido el correspondiente vídeo.

    “Se ha ido La Caixa ¿alguien ha notado algo? Cuantas más empresas se vayan, mejor, de cara a la nueva república catalana”, dice el periodista.

    https://cronicaglobal.elespanol.com/politica/periodista-indepe-alegra-fuga-empresas-mafiosos_93842_102.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: