Brutal Marfany: cuando en el XVIII los catalanes empiezan a pensar en su nación, “la nación que piensan es España”

El profesor afirma que los propios catalanes decidieron hablar castellano.

Joan Lluís Marfany, professor de la Universitat de Liverpool, es un alma libre. Le gusta la verdad y la dice sin complejos, como hemos recordado tantas veces en DC. ha escrit el monumental Nacionalisme espanyol i catalanitat (1789-1859) para revisar el mito de la Renaixença. Y al nacionalismo le ha dado un soponcio:

Nadie impuso el catalán en Cataluña: “El desplazamiento del catalán de los usos escritos ya estaba muy adelantado, en 1714, y en este punto es totalmente imposible distinguir entre austriacistas y felipistas. (…) Con respecto a eso que solemos denominar literatura, la cosa se remonta al siglo XV, a la llegada de la nueva dinastía real, y en el siglo XVI ya está todo el pescado vendido. Pero del catalán todavía se hace mucho uso escrito. La diglosia avanza por varios caminos, aunque bastante lentamente, movida por el proceso de movilidad social ascendente. Y entre justo antes de 1714 y justo después, la aceleración no es muy apreciable. Como tampoco antes y después de la famosa y tan mal entendida real cédula de 1768. La gran aceleración se produce en el XIX, no sólo coetáneamente con la supuesta Renaixença, sino en íntima relación con ella: porque ahora lo que empuja a la generalización de la diglosia es una ideología activa, el nacionalismo español. Entendámonos, sin embargo: el nacionalismo español de los catalanes.

Confundir Castilla con España: “El anticastellanismo no fue nunca ningún obstáculo para el españolismo”.

Cataluña construyó su mercado en España: “la burguesía catalana desarrolló un proyecto político y económico ambicioso, el de la construcción del mercado nacional español”.

El nacionalismo español eclosiona en Cataluña: “La guerra de Independencia es el momento crucial de la eclosión del nacio­nalismo español en Cataluña y, al mismo tiempo, una época de exacerbación del sentimiento castellanófobo. Pero la acusación que se les echa en cara es que son malos ­españoles; mientras que los catalanes son los ‘verdaderos españoles’”.

La nación que piensan los catalanes es España: “Soldevila, nacionalista, postulaba la existencia de una nación catalana si no eterna, al menos constante desde el momento de su aparición en la historia, en medio de las nieblas de la primera edad media. Después, los azares de esta misma historia hacían que en algunos momentos la nación perdiera conciencia de ella, antes de volver a recuperarla. Nada justifica esta idea de las naciones como entidades en sí, que trascienden los elementos que las forman y son sujetos activos de la historia. Al contrario, la nación es un producto de la historia y objeto de ella, y como tal puede surgir (¡o no!) en determinados momentos y, de la misma manera, puede desaparecer, siempre está sometida a fluctuaciones. Es, además, una realidad histórica nunca anterior a las postrimerías del siglo XVIII. Eso no quiere decir, claro está, que los catalanes no pensaran en ellos mismos como cata­lanes, que no hubiera entre ellos un sentimiento generalizado de catalanidad, y ya mucho antes. Y este sentimiento identitario no cambia, ni fluctúa, ni pierde intensidad. Lo que cambia, y mucho, según las épocas, es lo que esta identidad significa en términos políticos. Cuando, a finales del XVIII e inicios del XIX, los catalanes empiezan a pensar en términos de nación, la nación que piensan es España, pero es como catalanes que la piensan. Su sentimiento identitario catalán no se relaja, ni se diluye nada, se subsume dentro del nacionalismo español. O se articula”.

Glorioso Marfany.

Dolça i real Catalunya…



Categories: Huid del nacionalismo, LlenguaLibre

Tags: , , , ,

24 comentarios

  1. Si aquest home parlara en castellà, moltisims de nosaltres tendríem molt de gusta en escoltar-lo i el seu misatge podría arribar moltissim mes lluny i a moltissmes mes persones en el mon. I no és que no siga interessant el que diu, es que el que parla per a ell mateix, no mereix la pena escoltar-lo. Aixi que marxem. Au! A fer pgnetes.

  2. La GENE lo pondra como libro de consulta en las escuela?

  3. SEPARATISMO AL DESNUDO
    La meta del separata:
    ser cabeza de ratón
    y que sea su región
    la metedura de pata
    mayor de la creación
    imponiendo su locura
    al resto de población
    sin dejarle más opción
    que sufrir su dictadura
    con total resignación.

  4. Joan Lluís Marfany – Decadència i Renaixença

  5. Cuando yo era pequenito (anos cincuenta) vivia en una masia catalana de la Provincia de Barcelona. Entonces vinieron unos “inmigrantes” andaluces a vivir unos meses en un cobertizo cercano. Habia ninos y ninas de mi edad y me enamore… Del idioma castellano con el deje andaluz… Y sigo enamorado.

    • Yo me enamore de Juan Ramon Jimenez y su Platero y yo.
      Platero es pequeño, peludo, suave; tan blando por fuera, que se diría todo de algodón, que no lleva huesos. Sólo los espejos de azabache de sus ojos son duros cual dos escarabajos de cristal negro. Lo dejo suelto y se va al prado y acaricia tibiamente, rozándolas apenas, las florecillas rosas, celestes y gualdas… Lo llamo dulcemente: ¿Platero?, y viene a mí con un trotecillo alegre, que parece que se ríe, en no sé qué cascabeleo ideal…

  6. Yo soy aragonés, español y sin olvidar mi sentimiento hacia Aragón, amo y sirvo a España. La España de mis padres, abuelos y camaradas. La España que me vio crecer siendo feliz y la que me ha dado todo. No entendería la vida fuera de España. Y a España le da sentido cada provincia, cada región y cada rincón. La historia nos recuerda lo grandes que hemos sido y somos. Ninguna época ha sido tan pacífica y tan cómoda como la nuestra y se lo debemos a todos nuestros antepasados que han sufrido, han luchado y han muerto para mejorar su futuro que es nuestro presente. No hay que olvidarlo. Gallegos, vascos, castellanos, navarros, catalanes….etc etc etc hemos enriquecido con nuestra cultura y costumbres a nuestra patria. España no sería España sin cualquiera de sus regiones. Descubriendo esta web me ha devuelto la ilusión al ver que en Cataluña hay gente como yo. Gente que quiere vivir en democracia y libertad y estar al lado de sus vecinos y compatriotas. Aporto mi grano de arena apoyando y participando en este foro. La unión hace la fuerza y esta deleznable tiranía alentada por la pasividad de la podredumbre política no conseguirá su objetivo si luchamos y vamos todos de la mano a una: catalanes, aragoneses, madrileños, valencianos, extremeños…..etc etc etc. Hay que despertar de una vez y mirar al pasado para evitar el futuro que se avecina. VIVA CATALUÑA Y VIVA ESPAÑA

    • Una cosa más. Esta gentuza separatista jamás habría vivido mejor de lo que vive hoy ni viviría mejor fuera de España. No sé que quieren pues ¿qué esperan? ¿Tener más libertad en todos aspectos de la que tienen? Si alguien tiene derecho a renegar de España fueron nuestros ancestros que no conocieron la abundancia, la paz, la comodidad y la libertad entre otras muchas cosas y ellos JAMÁS RENEGARON DE ESPAÑA sino que la amaron porque era una de las pocas cosas que tenían: ser español como sus padres. Por eso estos miserables separatistas no merecen vivir entre nosotros sobre el suelo que honraron nuestros antepasados con sudor y sangre.

      • Cuanta razón en tus palabras querido amigo. La patria es nuestra herencia, herencia de siglos de todos nuestros antepasados, con su diversidad que nos enriquece a todos: lo que fuimos, somos y tenemos el deber y la responsabilidad de cuidarlo y mejorarlo, para que lo hereden a su vez los que nos sucedan. Y estos miserables separatistas, escupen sobre nuestra herencia, que no merecen. Que se declaren apátridas y que nos dejen en paz de una vez.

  7. Lo que Joan Lluís Marfany dice no es mas ni menos que una evidencia contrastada, y yo remacharía que ni tan siquiera las actitudes nacionalistas actuales tengan base histórica.
    Salvo que confundamos el sentido de pertenencia a un territorio con manipulación nacionalista.

    El actual “nacionalismo” parte de la frustración de la pérdida de Cuba y no antes, en concreto por los latifundistas (ahora si, catalanes que heran mas españoles que los de Cuenca) que se vieron “abandonados” por el gobierno español de la época.

    De esa frustración partió la alternativa de buscar una soterrada integración en los EE.UU. de ahí la “estrellita” ¿con qué pretensión pues la de seguir manteniendo su posición dominante en la isla. No lo lograron del todo porque los EE.UU no estaba mucho por la faena pero… les permitió la era de Batista y convertir Cuba en un prostíbulo, el famoso “patio americano”.
    Y en esas, por allí se pasaron los ínclitos de Estat Catalá para tomar nota de como había que hacer las cosas para separar Cataluña de España.

    Y sobre el tarareado historicismo del catalanismo menos globos.

    Hace 4 años asistí como invitado a una exposición de mendelismo histórico (figuras de plomo) en la que hice mi aportación con mis barcas tradicionales de la pesca catalana en el Día Gran de Girona en el que Miniaturas JM pretendía ampliar su negocio (muy legítimo) al tema marítimo.
    En los intensos debates que se mantienen entre los expositores yo incidí sobre los hechos que se dieron en la defensa de Gerona ante las fuerzas de Napoleón y el sentimiento de defensa de la población.

    Mi sorpresa fue de órdago con las explicaciones que obtuve y refrendados por los documentos originarios que leí (fotocopias) no me quedó duda de cual fue la actitud de la población en los Baluartes, del primero al último de sus habitantes, todos al grito de ¡VIVA ESPAÑA! (lo pongo en mayúsculas y no por quererlo destacar) como ún grito de ánimo contra el desfallecimiento.

    Ni por casualidad, puede aceptarse planteamiento alguno sobre el separatismo, al contrario, fue una actitud de reafirmación en la españolidad sentida.

    Esto no fue único entre los defensores de Gerona (en ese momento no Girona) también lo fue el de otras tropas venidas de fuera para sumarse en una defensa fratricida de la ciudad.

    Todo esta recogido en la documentación del momento que se recopilan en los “Baluartes” e incluso digno de destacar la actitud épica de sus mujeres encuadradas en:
    1ª Escuadra de Sant Narcis 2ª Escuadra de Santa Eulalia 3ª Escuadra de Santa Dorotea y 4ª Escuadra de la Concepción.

    No hablo de 1714 hablo de 1808 y encima me lo ratificaban dos franceses con muchas canas.

    Que diga Joan Lluís Marfany cosas sobre el separatismos es de agradecer, sobre todo para la instrucción de “separatas” que tienen que digerir estos sapos cuando hacen negación de la histórica.

    Jo con el Cucurull, menudo disloque.

  8. Ayer le entrevisto mossèn Cuní y le hizo una entrevista muy decente…eso sí, la ambigüedad que no falte.

    ¿El Conde poniendo una vela a Dios y otra al Diablo para que cuando el prucés pinche definitivamente?

    • Otra hiena del desierto y Pequeño de España. Editor venido a menos. Periodista mendicante y ya pronto,
      Tambien descalzo. Oprobio de Cataluña,
      Orgullo de Catadisney. Andorrano adoptivo. Otrora conde de Barcelona, se esconde en Barcelona.

  9. Los catalanes pensaban que eran los mejores españoles. Con esta idea me quedo historiador

  10. Dan ganas de leerlo. Promete y mucho un buen rato de buena lectura.

  11. Asistentes de CARTÓN PIEDRA…….. asistencia a conferencia por motivo económico y no por el contenido de la misma……… ASI QUIEREN ENGAÑAR ESTA PANDILLA A EUROPA. http://www.economiadigital.es/es/notices/2017/01/generalitat-conferencia-puigdemont-bruselas-88578.php

  12. Hi ha altres maneres de no dir-se comunitat autònoma per tal de sugerir certa soberania, com ara “país”, “la terra”, etc. En català (no en espanyol), “país” és ambigu, amb un sentit de comarca i també de nació.

    • Segons la RAE,
      1. m. Territorio constituido en Estado soberano.
      2. m. Territorio, con características geográficas y culturales propias, que puede constituir una entidad política dentro de un Estado. Sociedad matritense de amigos del país.
      3. m. Conjunto de los habitantes de un país. Ante la tragedia, todo el país enmudeció.
      4. m. Tira de papel, piel o tela que cubre la parte superior del varillaje del abanico.
      5. m. p. us. paisaje (‖ pintura o dibujo).

      Segons l’acepció 2, en espanyol “país” és ambigu, amb un sentit de comarca i també de nació.
      L’inmersió ha fet molt de mal, en el coneixement de l’espanyol.

    • iec tiene razón, en catalán país también tiene el sentido de comarca. Me acuerdo que mi padre hubo un tiempo que quiso comprarse una casa en un pueblecito de Tarragona y hablando con los vecinos de allí recuerdo que cuando hacían referencia a la zona de los alrededores le llamaban país.

      En catalán el concepto de país como nación creo que es una influencia del significado que tiene en castellano.

  13. Pero el doctor cucurul alias LSD MAN ha certificado el tema ?
    Yo sin el visto bueno del doctor cucurul alias LSD MAN no me creo nada .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: