Un pintor que dice las verdades del barquero

És que l’August Ferrer-Dalmau és, a més de gran artista, un català de seny i un dolço de primera.

augusto_ferrer_dalmau

Ferrer-Dalmau es una de los más prestigiosos y cotizados pintores actuales. Los reconocimientos, nacionales e internacionales, se acumulan. Todo un orgullo para todos los catalanes. Especialmente para los dolços, que decoramos nuestra cabecera con su emocionante visión de Barcelona desde el mar.

Además, es un tipo honesto y valiente, un catalán de los de siempre, que no se corta a la hora de hablar claro, básicamente porque rezuma amor a Cataluña y España. Un dolço de 10.

Acaba de dar una entrevista a La Gaceta que no tiene desperdicio. Además de hablar sobre su vida y su pintura, Ferrer-Dalmau habla también de su patria. Vale la pena leerlo:

Siempre hemos luchado por España, en milicias, voluntariados; somos soldados aguerridos, cabezones y tozudos. Somos un pueblo pacífico pero tremendamente beligerante cuando llega el momento. No olvidemos a los almogávares y ” la venganza catalana”. Los catalanes hemos regado con nuestra sangre los campos de batalla junto al resto de los españoles para que España sea lo que es ahora, una nación puntera en el mundo. Por eso es indignante que algunos descendientes de estos hombres se vendan ahora por el 3%, si sus abuelos levantaran la cabeza les correrían a barretinazos hasta los Pirineos. (…) Todo se complicó con la crisis del 98 y la pérdida de Cuba y Filipinas. Allí había muchos intereses vascos y catalanes. Familias enteras vascas y catalanas lo perdieron todo. Y se produjo un resentimiento”.

El pintor hace referencia a la habanera catalana El meu Avi, a la que luego “le cambiaron la letra” y al exaltadísimo patriotismo de los voluntarios catalanes. “Y nosotros, los catalanes -dice-, a todas las guerras mandábamos voluntarios. A todas”. “Se formaban filas interminables de voluntarios”. Después todo cambió. Y Ferrer-Dalmau señala una clave para entender el actual estado de cosas:El nacionalismo se alimenta, básicamente, de las nuevas generaciones de catalanes que, por complejo o para integrarse mejor, se convierten a la fe nacionalista. Se les expide el falso pasaporte de catalán a cambio de asumir el nacionalismo. Mis mayores discusiones han sido con hijos y nietos de la inmigración”.

Y prosigue la entrevista:

-Estamos inmersos en un proceso de secesión que puede acabar con 5 siglos de historia en común. 

-No va a pasar nada. En España hemos salido airosos de momentos peores.

-Póngase que la situación se envenena y Cataluña acaba segregándose. Quiero que me hable de las consecuencias personales que esto le supondría.

-Renegaría de todos ellos. Cataluña se convertiría en una república bananera, en miseria, marginación, odio, complejos… eso es lo que se conseguiría. Eso sí, los políticos catalanes vivirían como marajás. Para ellos sería el paraíso. Y seguirían echando la culpa a España de todos sus males por no comprarles sus productos.

-¿Cómo ya ha hecho Albert Boadella?

-Más. Yo sería muy beligerante con esa situación por la sencilla razón de que sería profundamente injusto. ¿¡Dónde quedan todas esas generaciones de catalanes que dieron su vida por España!? La historia de Cataluña no se merece este final. Porque hemos vertido mucha sangre por España durante muchas generaciones, y entre ellos, muchos familiares míos. Si se levantaran de sus tumbas todos esos catalanes que murieron por España, ríete tú del 11 de septiembre. A barretinazos hasta los Pirineos. Los catalanes no nos merecemos este final.

Por primera vez en la entrevista, Augusto Ferrer-Dalmau ha cambiado el gesto. Ya no sonríe. Y apunta su gran frustración: “razonar con ellos es imposible”. Explica cómo, a pesar de haberlo intentado en numerosas ocasiones y con gente muy diferente, nunca ha conseguido nada: “Tú les señalas un color blanco, les dices que es blanco, y ellos dicen que es negro. Les demuestras que es blanco, y siguen diciéndote que es negro. Y al final se aferran al sentimiento”. Exclama: “¡Si Cataluña es el Arca de Noé de España! ¡Y Barcelona concretamente! En Barcelona hay gallegos, manchegos, andaluces, madrileños… ¡Barcelona tendría que ser la provincia más española! No hay un solo español que no tenga un familiar en Barcelona”.

-¿Augusto, qué es España?

-España es un sentimiento que se lleva en el corazón, una gran nación, formada por un pueblo lleno de defectos y virtudes, capaces de lo mejor y lo peor, pero es mi madre patria, la quiero con locura y es donde quiero que me entierren.

-¿Qué es lo mejor de España?

-Lo mejor que tiene España son los españoles. Nosotros. Nuestra forma de ser, a la gente de ahí fuera, le atrae. No pasamos inadvertidos. Somos amables. Nos gusta que nos quieran. Nos gusta gustar.

-Y Cataluña, ¿qué es Cataluña?

-Cataluña es uno de los pilares en los que se sostiene España desde tiempo inmemorial. Una tierra formada en su mayoría por hombres honrados, trabajadores y muy emprendedores, ajenos a la sinrazón del independentismo. Gente que se levanta cada mañana para trabajar y tirar adelante sus familias. Esto fue y será siempre Cataluña.

-El procés. Su tierra se marcha, Augusto.

-(Ríe) El procés es una cortina de humo para tapar el 3% y no pisar La Modelo. ¿A quién quieren engañar? Me sabe mal por todos aquellos “seres” manipulados por el espejismo de una tierra prometida, formada por una raza especial en la que serán felices y comerán perdices. La propaganda de Goebbels es un juego de niños comparada con la de los del 3%.

-¿Cómo está afectando todo esto a la sociedad catalana?, ¿hay fractura?

-Claro que la hay. Y mucha. Yo he visto a familiares, amigos o vecinos enfrentándose entre ellos como si les fuera la vida en ello. Tiene gracia, es una forma de ser muy española.

-¿Cómo le damos la vuelta a esto?

-Hay que darles razones para sentirse orgulloso de ser español, ensalzar nuestras virtudes, explicarles quiénes somos, de dónde venimos. Lo mismo que han hecho los separatistas durante todo este tiempo con una historia manipulada y un falso victimismo, pero con verdades y ateniéndonos a la realidad histórica. Y también suscribo las palabras de los Empresaris de Catalunya, José Bou, de poner al frente de algunos ministerios claves, algunos catalanes para que participen del gobierno de todos los españoles y paliar así ese victimismo absurdo.”

Dolça i artista Catalunya…

bastoncillo

 

 



Categories: Arte dulce, Catalanes universales, Historia, Huid del nacionalismo, Mejor juntos

Tags: , , , , ,

16 comentarios

  1. Sin olvidar a las miriadas de charnegos trabajadores que han contribuído a ese engrandecimiento de Cataluña ni a los que hemos veraneado y viajado en su costa ni al montón inmenso de amigos catalanes gente extraordinaria que no tienen ni apego al dinero ni a sillones de mando

    • Barcelona debe todo su esplendor a los sufridos charnegos que vinieron a hacer esas labores necesarias e ingratas que los locales ya no querían llevar a cabo. Desde construir los edificios hasta conducir los tranvias.

      Pago cruel, llamar charnego al que te salva de la miseria. Los españoles, por desgracia, somos así, capaces de lo mejor y de lo peor.

  2. muy buena la entrevista, y muy claro el asunto.

  3. ” Poner al frente de algunos ministerios claves, algunos catalanes para que participen del gobierno de todos los españoles y paliar así ese victimismo absurdo”:

    Algunos catalanes ministros… inteligentes, decididos, bilingües y que vengan a Catalnya, o que trasladen el ministerio de Madrid a BCN.

    Porque para el ministro “catalán” que tenemos ahora y el chico Moragas con su mochila…que no se enteran de lo que pasa por aquí… para eso,, no se yo…

  4. Las láminas de Ferrer Dalmau en el libro “Cuando éramos invencibles” (Jesús Rojo Pinilla) …ESPECTACULARES. Se pueden comprar láminas suyas por poco dinero y enmarcarlas…..no es como un cuadro (que vale un pastón) pero quedan genial.

  5. Artistazo y por lo visto tampoco le engañan con el tocomocho de Catadisney.

  6. Me he emocionado y reconfortado con estas palabras

  7. Un excelente pintor y una buena persona.

  8. Estoy de acuerdo. Nada mas anti democrata y anti catalan q un secesionista caspalan

    Medieval y casposo como la Forca-dell

  9. Se le nota un hombre razonable con mucho sentido común, desconozco su trabajo como artista aunque intentaré paliar eso pronto.

  10. Menos mal que vamos “saliendo” de la “ultratumba”…esta tan mal ” la cosa” que NO queda otro remedio…
    ” los fachas catalanes” jejeje;-)…vamos “despertando”… de nuestro ” letargo infernal”
    dirán… ” los del régimen separatistas”…
    🙂
    Me río por no llorar… como requiere la situación en la que NOS han ” colocado” estos
    Sujetos de baja ralea que han gobernado en Cataluña durante más de 35 años…para desgracia de TODOS los catalanes y españoles…
    Siempre con la ” amable y sumisa” connivencia del Gobierno español de turno…
    🙁

  11. Genial pintor. Yo tengo libros que recopilan casi todos sus cuadros de pintura militar. También fui a Madrid para admirar una exposición suya sobre el Carlismo. Recomiendo todas las láminas, las últimas que he disfrutado estan en el libro de Rojo Pinillas “Cuando eramos invencibles”. De hecho no tengo un cuadro suyo en casa, simplemente por que no puedo permitirmelo económicamente.

    Pero hay un reproche que quiero hacer al Sr. Ferrer-Dalmau. El hace años, creo que en el 2010 se marchó de Catalunya y se instaló en Valladolid asqueado del clima que ha creado el nazionalismo en Catalunya.

    Soy un gran admirador suyo, estoy de acuerdo con todas sus ideas, pero Sr. Ferrer- Dalmau, estas ideas usted como catalan, debería estar defendiéndolas aquí. Todos hemos pensando en irnos para poder vivir en democracia, pero cada uno que marcha es una victoria del nazionalimos y un paso adelante para los que quieren crear un regimen fascista en esta región.

    Digo todo este desde el respeto y la admiración de una persona que ha estado horas y horas absorto ante sus maravillos cuadros.

    • Esto es fácil decirlo cuando no se tiene la opción de marchar….yo hice como él, y no me siento traidor. Al contrario, estaba quemado de ver barbaridad día sí y día también y que nadie salga a la calle a defender lo que es nuestro; cada vez más gente lobotomizada con la que no les puedes explicar nada porque no aceptan las pruebas como puños….Así que decidí mejorar mi úlcera de estómago y emigrar a Sudamérica….

  12. Sin palabras: un patriota. Saludos, hermano.

Deja un comentario