Efecto Pujol: otro que se desmarca, ahora desde las páginas de La Vanguardia.

Para Xavier Antich, Pujol es un impostor, un inmoral y un indigno.

Toni-Batllori-Xavier-Antich-y-_54131244823_53389389549_600_396

Xavier Antich es profesor de Historia de las Ideas estéticas en la Universidad de Gerona y presidente de la Fundación Tàpies. Hermano de José Antich, colabora habitualmente en La Vanguardia. Ha sido precisamente en el diario del Grande de España en el que acaba de exponer su visión del Pujolgate. Escribe Antich:

“Si pensamos en la extrema y comprensible severidad con que se ha juzgado la confesión de fraude de Jordi Pujol, no será difícil reconocer que lo que más ha irritado a la opinión general no es el fraude fiscal a la hacienda pública, que también, sino el hecho consciente y continuado de hacerlo escondido durante treinta y cuatro años: no la estafa, sino sobre todo la mentira. La gravedad, así, no es de orden económico, sino es sobre todo de orden moral. El problema no es sólo haber hecho lo que hizo, sino haber ocultado durante tanto tiempo que lo hacía. La acción, así, sólo puede ser severamente reprobada por su indignidad moral. (…) Lo que ha hecho es irreparable, moralmente irreparable. El fraude podría ser restituido. La mentira, no. La impostura, tampoco(…)

El combate fundamental de la ética se juega en la integridad, es decir, en la coincidencia entre lo que se dice y lo que se hace. Decir lo contrario de lo que se hace, adornando con bellas palabras lo que se ha hecho o se está haciendo, cuando eso es indigno, es el paradigma de la irresponsabilidad y la impostura: equivale a no asumir que cada uno determina, sin excusas que valgan, el contenido de sus propios actos”.

No podemos estar más de acuerdo. Permítasenos, no obstante, unas preguntas: ¿qué hacía la prensa catalana, empezando por el medio en el que escribe Antich, cuando el comportamiento de los dirigentes de Convergència apestaba a corrupción? ¿Investigaron e informaron, o taparon lo que era cada vez más evidente para evitar morder la mano que les daba de comer? ¿Qué calidad democrática tiene un país en el que los medios y los intelectuales callan durante décadas para tapar el comportamiento mafioso de quienes están en el poder?.

Queremos, necesitamos, otra Cataluña. Librarnos de Pujol y su losa es un primer paso. Unos medios de comunicación independientes y fiables sería otro gran avance.

admin-ajax.php



Categories: Huid del nacionalismo, Pensando bien, Pujol & family

Tags: , , , , , , ,

9 comentarios

  1. Vaya nivel de investigación nulo que tiene la prensa Catalana!,lleva un carrerón de ignorancia digna de un récord Guinness
    .Cierto que estamos en primera fila en número de universidades de bien pagados y estamos a la cabeza en aparatos de tecnología punta por ej. en neurociencia,me lo confirma un científico especialista de París,-en Barcelona se dispone de una dotación en tecnología muy por encima de París,en aparatos la mejor de Europa…y que parece estar infra utilizada a juzgar por el resultado práctico, que sólo sirve para acumular avaricia y exhibicionismo …pero poco extensa en su utilización . El fruto de esas grandes inversiones en infraestructuras es lamentable, a juzgar por el exiguo nivel investigador de los grupos catalanes de comunicación audiovisual ,periodismo etc… tan poco avispados y tan desinformados y caros !, . Entretenidos años y años en construir este oasis,durmiente,maquillando la realidad y para colmo, presumiendo de forma compulsiva,machaconamente redundante : de l”lo excelente de lo propio “versus degradar a los que sí investigan y arriesgan, desde otras latitudes!.
    La corrupción masiva entre los mandarines de Cataluña,al abrigo nacionalista era un secreto silenciado a voces!
    Deberían disculparse por el gran engaño colectivo y presentar un sincero propósito de enmienda…veremos que pasa con esa costra de hipocresía instalada!

  2. Ahora los periodistas catalanes se rasgan las vestiduras, después de que Pujol “confesó” porque la justicia le estaba pisando los talones… Pero ¿no era su labor como periodistas precisamente investigarlo? ¿Pretenden que creamos que no sabían nada de toda la podredumbre de “la familia”? ¡Por favor!

  3. “A buenas horas, mangas verdes”, que diría el viejo refrán castellano. Y no puede dejar de serme simpático que exista una cátedra de “Historia de las Ideas estéticas”. Por poner el nombre de “cátedra” o nombrar a uno “catedrático” basta con ponerlo en algún boletín oficial, incluyendo a los universitarios. Es como el “boom” de universidades que padecemos (sí, padecemos) en España; más que aeropuertos, que ya es decir. Construir edificios, comprar libros e incluso matricularse alumnos no es tan difícil. Pero, ¿de dónde sacamos un profesorado que de la talla? Así nos van las cosas; una noticia reciente indica que el nivel de aptitud matemática, de lenguaje y otras de un alumno universitario español corresponde al de un alumno de secundaria japonés. O sea que el segundo es entre 4 a 5 años más maduro.

    • Lo siento, pero es una de las poquísimas veces que no coincidimos. No puedo creer la información que facilito , seguro que un organismo con todos los certificados necesarios . La información se puede prefabricar en función del interés al que sirven. No creo en razas priveligiadas ,¡¡¡ y eso que soy catalán y español !!! .
      Y en lo referente a un exceso de universidades En la Historia de España hay épocas , siglos pasados, que había prácticamente las mismas . Hace 50 años el sólo hecho de tener título universitario y aún antes de acabar la carrera tenías trabajo, hoy no es así. Aseguran que no hay trabajo para licenciados , me lo creo, pero a partir de ahora no basta título, sino demostrar lo que además puedes hacer.
      Se puede colaborar con los catedráticos y profesores adjuntos, en investigaciones, por supuesto mientras estas estudiando. Es preferible un licenciado parado que un ciudadano con estudios primarios. El primero se ha preparado para crear empleo (así debería ser ) el segundo no, aunque si tiene responsabilidad de seguir creciendo.

  4. Dignitat ,Dignitat….¿Qué **ño es eso de Dignidad? (Pujol dixit ….qué Pixit )!!

  5. Bueno!…por algo se empieza…esta bien q se diga la verdad…vivir en Cataluña ha sido duro…muy duro…se siente uno muy solo e incomprendido…y lo peor ahora sigue siendo duro y frustrante… creo q psicológicamente no estamos muy bien…es muy triste todo…y aun sigue el callar para evitar malos rollos.

    • Cada circunstancia es diferente , pero no debimos callar. Hoy tampoco debemos callar. Que en nuestro entornó haya ciudadanos que deseen la secesión no significa que los demás no podamos tener ideas totalmente opuestas y que seguro respetaran , porque el pensamiento único se dio en la Alemania de Hitler, la Italia de Mussolini, la Rusia de Stalin, y en nuestra España , pero ¡¡ seguro que los separatistas son diferentes!!
      Y en lo referente a La Vanguardia, es pura estrategia, siempre la han tenido.

  6. No se ha enterado el señor Antich porque no le daba la gana: siendo hermano de un periodista importante tenía modo y forma de ponerse al tanto. Él, este profesor de universidades raras, sí que es un impostor. Seguro que lo sabía.

  7. Soy suscriptor de La Vanguardia de toda la vida y en las últimas semanas me lo estoy pasando en grande. Varios de sus periodistas, que han estado amordazados en los últimos años, por fin se atreven a decir lo que piensan. De momento desde la dirección les dejan hacer. Aunque me temo lo peor, no por dignidad profesional, sino porque posiblemente esta estrategia les puede servir para obtener más pasta del Govern.

Deja un comentario