Carta a mi abuela, que sólo hablaba catalán.

Por su interés costumbrista, reflejo de una realidad catalana distinta a la oficial, reproducimos el documento que nos ha enviado un lector.

abuela

“Mi abuela, nacida en eso que llaman ahora la Franja, era aragonesa, aunque cuando yo le  preguntaba si era catalana o aragonesa, ella llevaba su anciana mano a mi rodilla, la zarandeaba con ternura y sonreía. Realmente ni sabía, ni parecía importarle tal cosa. Recuerdo perfectamente cómo se emocionaba al escuchar jotas, cómo las sentía como propias, a pesar de que su lengua era el catalán y de que siempre tuvo dificultades para expresarse en castellano. 

Siendo ella muy joven conoció a mi abuelo, Pere; un hombre que desgraciadamente no pude conocer, pues lo mató un caballo cuando mi madre era una niña. Pere era de un pueblo ente Vic i Manresa, cerca de Avinyó, imaginen Vds. el castellano que hablarían por esa tierras. Así que cuando mi abuela tuvo que emigrar a la Cataluña interior, tampoco tuvo necesidad de hablar castellano. 

Cuando “la Antonia” enviudó tuvo que venir a Barcelona, donde vivió la mayor parte de su vida. Allí escuchó, entiendo yo, la lengua de Cervantes. Ella hablaba en catalán, lengua -según los padres del Régimen Nacionalista- prohibida y perseguida por aquel entonces. Por eso supongo que mi abuela jamás pudo ir a comprar el pan, ni pasearse por el mercado, ni confesarse con un dominico navarro, pues como he dicho antes apenas sabía hablar castellano. ¿O sí que se podía hablar catalán?

Jamás le interesó saber si era aragonesa o catalana, sino el saberse querida por sus nietos, ser una buena cristiana y, en sus últimos años, que Dios la llamara a su seno, pues se encontraba cansada de vivir, y ¿por qué no?, cansada de luchar. Ahora, seguramente al abrigo de Nuestra Señora -del Pilar y de Montserrat- se halla contemplando este panorama desolador, corrupto y oscuro, en que el nacionalismo catalán y el liberalismo estatal han convertido  a nuestro pueblo. No obstante, seguro que ella sigue desde el cielo llorando de tristeza al ver a hermanos reñir, y de alegría al oír una jota. 

Por ti, iaia, desde aquí y más cerquita de donde se crió mamá, te dedico estas letras. Para que allá, en las Alturas, pidas a Nuestra Señora que aquesta terra torni a ser hispana i cristana”.

dolca



Categories: Historia, Tradiciones

Tags: , ,

10 comentarios

  1. Confirmo lo que decís, mi marido es de un pueblo de Tarragona y toda la vida han cantado y bailado la jota, nada de sardanas. En cuanto a la persecución y prohibición durante el franquismo es mentira. Hubo represión los años inmediatos a la guerra, pero a partir de la mitad de los años 40 se permite publicar libros en catalán, existen premios literarios en lengua catalana públicos y privados y en el año creo que 52, el dictado en persona inaugura una cátedra de filología catalana en la universidad de Barcelona. Esto dicho así por encima y de memoria, pero existen datos abrumadores de que el catalán no estaba prohido.

  2. yo no soy catalán, pero como todo andaluz si tengo familia catalana y desde aquí os digo que gran parte de los españoles estamos destrozados por las cosas que vemos, no en el pueblo de Cataluña sino en los políticos catalanes, cosas como España nos roba, inventarse que una guerra dinástica fue una guerra de independencia catalana etc etc… realmente no entendemos porque siempre desde fuera Cataluña era nuestro modelo, a lo que nos queríamos parecer, los mas europeos y cosmopolitas y ahora creo que el resto de España esta estupefacta viendo este circo, solo quiero decir que tenéis toda mi solidaridad porque aunque digan lo que digan hay una cosa que es las Españas, un concepto utilizado por Alfonso X el Sabio ya por el siglo XIII y que nos engloba a todos queramos o no, no podemos negar lo que somos, Españoles seamos de donde seamos

  3. Yo también leí lo de la Sardana, que viene de la Jota y está tipo rediseñada para Catalunya… 🙁 pensaba que era más auténtica…

  4. Por cierto ya que l’avia estimaba la Jota, contaré a modo de anécdota, que la Jota es un baile antiquísimo y autóctono de toda España, aunque hoy sea emblemática de Aragón. El nombre es de origen mozárabe (es decir el romance latino que hablaban los cristianos bajo la dominación árabe).

    La etimología de la palabra viene de “Xaut” del vocablo latino “salto” que en latín significa “danzar”. El ritmo y la cadencia melódica de la Jota aragonesa, mantiene profundas analogías con las Jotas bailadas en toda España, y también con el Fandango de Huelva, Los Verdiales y Malagueñas de Málaga.

    Para asombro de muchos es también un baile típico de Cataluña. La Jota se bailaba antes que los nacionalistas impusieran el monopolio “identitario” de la sardana,que en realidad es un baile reciente, inventado en el siglo XIX (nada del mito de que viene de Cerdeña y otras zarandajas románticas).

    Hay variedades autóctonas del Camp de Tarragona y Lérida (puede verse en Youtube, buscando “Jotas del Camp de Tarragona”). Por supuesto nada de este comentario va contra la sardana y las collas de sardanistas, que es una danza catalana, entrañable y vibrante, pese a los nacionalistas.

    Pero es mucho más enriquecedor reconocer, sin prejuicios, las raíces auténticas y antiquísimas de la identidad propia de Cataluña, que tiene más coincidencias, que divergencias, con el resto de España.

  5. IMPRESIONANTE RELATO QUE SIMPLIFICA LO BUENO QUE HEMOS TENIDO Y QUE PRONTO LO HEMOS PERDIDO. ECHAR LA MIRADA ATRAS, FIJARNOS UN POQUITO EN NUESTROS MAYORES AYUDARIA A VOLVER A AUNAR A TIERRAS, LENGUAS, HIJOS, ALMAS Y MENTES.

  6. no que va, lo important es tindre embaixades en new york i mes paisos que costen un dineral cada any, mes de 300mil euros es gasten domes en el alquiler del edifisi del rockefeler center, esto es lo important i no els parats i tot lo que realment u es!!

  7. si ., lo important es se bona persona., que es gastin el diners amb crear llocs de feina., 600.000 mil parats a catalunya., 750.000.- personas amb ris de esclusio., social ., quina vergona sr mas.,

  8. Com Déu mana, aquesta àvia era una dona com cal

Deja un comentario