Cientos de catalanes duermen en el suelo del aeropuerto. Gràcies, nacionalisme

Vegi com el nacionalisme millora la vida dels catalans.

La mayoría son familias que se van de viaje hoy y no han querido arriesgarse a que los simpáticos CDR les fastidien su Navidad. Segur que s’en recordaran sempre la nit que han passat gràcies al nacionalisme.

Gràcies, forcos.

Dolça i fotuda (pel nacionalisme) Catalunya…

 



Categories: Dando el golpe

Tags: , , , ,

28 comentarios

  1. Yo tuve que hacer lo mismo por otras razones y es MATADOR.

    ¡Mala manera de empezar las VACACIONES!

    Se ve que los políticos no sólo se han propuesto robarnos del fruto de nuestro trabajo y esfuerzo, sino que quieren amargarnos las pocas alegrías que nos podemos permitir de vez en cuando.

    Para nada.

    ¡Menudo Gobierno del Pueblo (???), para el Pueblo (???) y por el Pueblo (!!!!!!!!)!

    Porque este tal “Pueblo” -o la sociedad o Soros secretos que lo maneja- ¡no da pie con bola!

    No se cuando nos vamos a despertar de esta mala pesadilla.

    ¡Ni con Franco pasaba esto!,

    que vamos para atrás como los cangrejos.

  2. No conozco el alcance de la toma del aeropuerto, pero hay que recordar que gran parte de él es considerado espacio internacional, así que su violación es un delito muy, pero que muy gordo. Es como si asaltan un cacho de todos los países del mundo

  3. Acaban de golpear cayendo al suelo al periodista Cake Minuesa en directo mientras transmitía.Una lazi se acerca y le dice así toda ella muy chula que es un montaje del periodista mientras el periodista sangraba por la nariz. No saldrá ni en tv3 ni tve ni en la secta.

  4. https://www.deia.eus/2018/12/21/sociedad/estado/la-nueva-ley-sobre-muerte-digna-abre-la-puerta-a-la-de-la-eutanasia

    UNA LEY CENTRALIZADORA
    La nueva ley sobre muerte digna abre la puerta a la de la eutanasia
    El pleno de Congreso respalda la normativa de Ciudadanos con la oposición de los nacionalistas

    Viernes, 21 de Diciembre de 2018 – Actualizado a las 06:01h

    2 comentarios
    El expresidente francés Nicolas Sarkozy participó en una campaña publicitaria a favor de la eutanasia.

    El expresidente francés Nicolas Sarkozy participó en una campaña publicitaria a favor de la eutanasia.
    MADRID- El Pleno del Congreso respaldó ayer la ley que reconoce el derecho de los ciudadanos a morir con dignidad y a respetar sus decisiones cuando se encuentran en este proceso del final de la vida, una norma que varios grupos esperan que sea un paso más hacia la regulación de la eutanasia. La ley, que planteó Ciudadanos hace un año, fue aprobada con 316 votos a favor y 23 en contra, por lo que seguirá ahora su tramitación en el Senado. La Cámara Baja debatió el dictamen de esta ley que fue aprobado la semana pasada en la Comisión de Sanidad, tras un año de trabajos de los grupos, que durante ese tiempo han incorporado algunas de sus propuestas.

    Partido Popular (PP), Partido Socialista (PSOE) y Ciudadanos estuvieron de acuerdo en votar a favor de esta ley, al igual que el grupo de Podemos, que también da garantías jurídicas a los profesionales sanitarios, aunque mostró sus discrepancias en cuanto a su régimen sancionador.

    El portavoz socialista Jesús María Fernández defendió que sean las comunidades autónomas que ya cuentan con legislación sobre esta materia (como Euskadi) las que tengan las competencias, un aspecto sobre el que Ciudadanos y el PP mostraron su rechazo.

    Finalmente, el Pleno aprobó la propuesta del PSOE para que las sanciones queden en manos de las autonomías, a pesar de que los grupos nacionalistas coincidieron en que es una ley que invade sus competencias. Por otra parte, Fernández hizo hincapié en que esta ley evita la obstinación terapéutica y respeta las decisiones en el proceso final de la vida para no alargar innecesariamente el sufrimiento.

    En su intervención, aprovechó para pedir a Ciudadanos que deje de bloquear la tramitación de la ley socialista para regular la eutanasia.

    La semana pasada, el diputado de la formación naranja Francisco Igea dijo que se replantearía votar a favor de la eutanasia si el PSOE insistía en rechazar el régimen sancionador estatal en la norma aprobada ayer. Igea, que argumentó que las sanciones comunes protegerían a los más débiles, aseguró que en España fallecen al año 50.000 personas sin cuidados paliativos, por lo que ha opinado que en España “se muere mal”.

    Pilar Cortés, del PP, manifestó su satisfacción por la aprobación de esta ley “especial”, ya que afecta a todos por igual al margen de la ideología, familia o lugar de residencia.

    La portavoz de Sanidad de Unidos Podemos, Amparo Botejara, estimó que en España se muere mal y esperó que esta ley sirva para corregir esta situación, si bien advirtió de que tiene que estar dotada de financiación, porque de otro modo “no tendrá utilidad”.

    UNA LEY CENTRALIZADORAMientras, los grupos nacionalistas PNV, PDeCAT y ERC coincidieron en la argumentación de sus reticencias hacia esta ley: desarrolla un contenido acerca de derechos y deberes que ya recogen otras leyes y, en algunos puntos, invade competencias de las autonomías. Se trata, para ellos, de un texto “normativamente innecesario”, según lo definió el diputado del Grupo Vasco en el Congreso, Joseba Agirretxea.

    Por su parte, el representante de ERC, Joan Olòriz, apuntó, además, que se está legislando en materia de muerte digna para “no hacerlo en algo que es más urgente” como la eutanasia. – DEIA/Efe

    • No veo que una autonomía tenga que tener competencia en esto.

      ¿Tienen acaso competencia sobre el contenido del Código Penal?

      Pues matar a una persona es delito de homicidio; y si se concede a una autonomía el descriminalizarlo en definitiva se está dando competencias Estatales.

      Y aquí se ve uno de los problemas de las autonomías (y del Parlamento europeo): hay que llevarles de competencias como sea para justificar su existencia, el dinero que nos cuesta y acomplejados al ego de los “parlamentarios” paletos.

      La primera consecuencia es un montón de legislación y de normativas que no nos deja respirar.

      La segunda, que somos presa de viciosos políticos que quieren “reformar” (???) la sociedad ( = NOSOTROS :forzarnos a hacer lo que no queremos hacer”)

      Una vez más, los falsos eslóganes de la masonería se revelan FALSOS por su propio peso:

      En pleno siglo XXI, no somos más libres, sino menos.

    • La eutanasia, como otras medidas en esa dirección (aborto, tiendas abiertas el domingo, sexo de adolescentes, pornografía…) No es más que un paso más hacia la descristianizacion de esta sociedad.

      ¡Ojo!, que no estoy hablando de religión o de moralidad.

      Estoy hablando que el catolicismo es la religión tribal de este pueblo y los POLÍTICOS están intentando por una manera o por otra desestabilizarlo (porque quienes les controlan, que no son ni sus votantes ni sus bases, son de otra religión y otra raza enemiga)que

      (esto es, es un asunto sociológico, psicológico, etnologico y económico muy importante)

      Al final se está realizando justamente lo que enseñaba Gramsci para imponer la dictadura comunista del proletariado: DESTRUIR las 2 cosas que según él lo impedían: la familia y la religión.

      En la misma dirección, los sionistas de la Escuela de Frankfurt
      (“marxismo cultural”, aunque de marxismo no tiene nada, salvo el odio y el resentimiento -y el nombre, claro; para despistar-)

      A parte de ello, con la eutanasia se rompe el principio de la sacralidad de la vida.

      Fundamentalmente por razones de comodidad y consumo. En una sociedad cada vez más neurótica.

      El problema de las normas es que nos afectan a todos todo el tiempo (no es un “problema”: para eso están); y lo que hoy me puede beneficiar, mañana a me puede perjudicar. No puede llover a gusto de todos todo el tiempo. Es imposible.

      Nuestra sociedad no es mejor ni peor que otras. No necesitamos quitarle las defensas, a las que estamos acostumbrados, que nos protegen de los lobbies secretos y de sus títeres, los POLÍTICOS “democratas”.

      No necesitamos deshumanizar más la vida, sino menos.

      No queremos tantos politicos, ni sus sueldazos, ni que se crean superiores a nosotros, ni que obedezca a SOROS ni a los soros de siempre.

      Queremos ser felices y disfrutar de nosotros, de nuestra familia y de nuestros amigos en paz.

      Parece que estoy pidiendo lo imposible.

      Todavía no acierto a comprender cómo vamos a vivir mejor en la DICTADURA del proletariado de Gramsci (o en la de los sionistas de la Escuela de Frankfurt)

  5. Asimismo, sometidos a la voluntad de una minoría y sin respaldo de nuestro Gobierno!

    Cada vez más una república bananera!

  6. Con los CDRs tomando el control de Barcelona, con la inestimable ayuda de los golpistas de escuadra y de cartabón, la gente de a pie, que ya está muy escaldada y no se fía de nadie (con razón); pues tiene que tomar medidas similares a las que se tomaría en el Tercer Mundo, cuando cualquier narcorevolución tribal toma el control.

    Por cierto, el aeropuerto de El Prat pasará a llamarse Josep Tarradellas.

    Que el comportamiento de Tarradellas durante la Transición fue impecable, es verdad, pero durante la guerra civil fue un criminal genocida más. Lo uno no compensa a lo otro: mejor que siguiera llamándose El Prat…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable: Dolça Catalunya
  • Finalidad: Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios y el envío de boletines de noticias.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado
  • Destinatarios: Los datos se comunicarán a Cloudflare Inc. (mejora rendimiento web; acogido a los acuerdos EU-U.S. Privacy Shield). No se comunicarán otros datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Información adicional: Puede consultar la información detallada sobre la protección de datos en política de privacidad.