El periódico de los obispos catalanes vuelve a colarnos nacionalismo

Srs. bisbes: ja n’hi ha prou de dividir el ramat i enlletgir l’Església.

Catalunya Cristiana

Catalunya Cristiana es el semanario de los obispos catalanes que nadie lee y nadie sabe para qué sirve. En sus páginas hemos leído últimamente que la Virgen María votó “sí” a laindependència, nos han dicho que apoyemos laimmersió y sus articulistas nos predican el nacionalismoMuchos de sus lectores se han hartado de la manipulación separatista de una revista irrelevante que se ha convertido en un medio más del “espai català de comunicació” al servei del poder. A canvi, un mínim de 46.116€ el 2014 i de 45.612€ el 2015 regalats per la Generalitat amb els nostres diners.

Josep Dalmau Catalunya Cristiana

No adoraràs altre Déu que lanació

Hace unos días el panfleto sacaba en portada una reivindicación de los “50 años de la manifestación de los curas contra la tortura”. La noticia empieza con una loa a Josep Dalmau, el cura separatista de Gallifa. El hombre tiene 90 años y se ha ocupado de cargarse el cristianismo en su parroquia y más allá. Así define en su página web la misión de su santuario: “El Santuari Ecològic del Castell de Gallifa vol ser el símbol de la conjunció de les dues constants que emergeixen amb més força avui: l’ecologia i el nacionalisme. Aquestes seran el teixit i la trama de la nova etapa de la humanitat en el seu pelegrinatge cap a l’absolut; l’alliberament dels pobles sotmesos, com Catalunya”. Pura doctrina cristiana, escolti.

Josep Dalmau

El jardín del santuario está presidido por una estatua multipechos de la diosa madre Diana-Artemisa, a la que el pobre cura debe ofrecer sacrificios esperando “l’esclat totalitzador del punt omega” mientras prepara el homenaje a Muriel Casals -atropellada por una ecológica bicicleta- el próximo 5 de junio. También hay un mirador dedicado al presidente de la Convenció per laindependència Nacional de Catalunya, otro santón desconocido de la religión nacionalista.

Catalunya Cristiana cuenta que Dalmau organizó el 11 de mayo de 1966 una manifestación de curas nacionalistas, desde la catedral de Barcelona hasta la Jefatura de Policía, para entregar un papel en defensa de un estudiante. Los participantes de disfrazaron con la sotana -no solían llevarla- y empezaron a desfilar hasta que la cosa fue disuelta a porrazos. Así lo recordaba Ignacio Agustí en Tele/eXpress en un artículo titulado La procesión política:

“No es agradable para el viandante que sale del trabajo o que va a sus quehaceres la observación de unas carreras insólitas de 80 clérigos por la Vía Layetana. (…) Habíamos oído decir que una de las obligaciones del clérigo es mantener la compostura, porque, según creíamos, cuando él pasa es como si pasara Cristo mismo. (…) No les bastaba con la simple formulación de la protesta escrita, sino que, en puridad, lo que se proponían era la provocación del escándalo. Con el séquito, deliberado o no, de unos fotógrafos alemanes (…) nos extrañó que se reunieran para semejante tumultuosa y política función. Lo que interesaba era, pues, el escándalo. (…) Los ochenta curas escandalizaron no solamente a la policía que, naturalmente, estaba al tanto de la calle, sino a todos los que en aquellos momentos presenciaron la increíble manifestación, que ponía en entredicho la ejemplaridad de la sotana y todo lo que ello representa para la gente en este país. (…) 

Esos bonzos incordiantes que nos han salido son una estampa guerrillera muy antigua y conocida en España (…) Con los que ayer había, podrían cubrirse extensiones inmensas para la evangelización en zonas muy lejanas, y esparcir una buena semilla de auténtica cristianización”.

No, Ignasi: la majoria d’aquests mossens no ensenyava l’Evangeli sinó la ideologia nacionalista; en uns anys molts deixarien el sacerdoci, o es dedicarien plenament a convertir el seu ramat en fidels idòlatres del culte a lanació. Com mossèn Dalmau, apóstol del nacionalismo, protagonista de la descristianización de Cataluña y merecedor hace unos días de un homenaje en la inútil revista de los obispos catalanes, dedicada a cambiarnos el cristianismo por la adoración de lanació.

Dolça i idòlatra Catalunya…

bastoncillo



Categories: Alma, Huid del nacionalismo

Tags: , , , , , ,

15 comentarios

  1. Ben fet. Jo tinc la fortuna d’una parroquia on el mossen es preocupa per les ànimes dels fidels.

  2. Probablemente acertaron de pleno con la estatua multipropósito; Artemisa Cazadora odiaba a los hombres, no dudando en dejar como alfiletero a todo varón que se acercase. Tal como el curaka este, quizá.

  3. “Catalunya serà cristiana o no serà” com deia Torres i Bages. Aunque toda la cúria se lo propusiera Cristo esta por encima del Becerro de oro estelado ( o llamale Junky de Oro, o la Forca antibído, o el Xarnego de Copas, o el Gomina de Bronze,…).
    Senyors i senyores Catalunya cristiana passarà a dir-se a partir del dia d’avui CATALUNYA CRETINA!

  4. Que los miembros de la iglesia catalana no son trigo limpio, es algo harto sabido. Que muchos católicos nos hemos emancipado de la iglesia, no asistiendo a los templos, es sabido y la culpa la tiene la mayoría de sacerdotes, auténticos herejes que tiene la iglesia catalana.
    Hace unos meses en una céntrica iglesia en mí distrito, me vi obligado a salirme a mitad del evangelio por no armarla y desechar a patadas, al hereje del sacerdote, que fingiendo predicar el evangelio en nuestro templo, no sé cuántas burradas nacionalistas decía.
    Lo que se lee desde hace años en “Catalunya Cristiana” no tiene nombre. Nos salva a los demócratas católicos, que tal porquería manipuladora, tampoco tiene lectores y supongo, que ni ellos se la leen.
    Total con no ponerlos la cruz en la renta me vengo de esta gentuza ocupa de nuestros templos que para mayor vergüenza o burla, se llaman curas catalanes. Y es muy triste, ¡ pero que muy triste! para un cristiano practicante como yo, que mis oraciones me vea obligado hacerlas fuera de la iglesia.
    Supongo que alguno de los curas será decente, pero tengo entendido que se ha marchado fuera de Cataluña hace tiempo.

  5. Efectivamente, los pastores catalanes – no todos, pero un gran número – están más preocupados por el prucés que por las almas que Dios les ha encomendado y de las que les pedirá cuentas…
    Parece que nadie les dice lo que en verdad han de hacer: cuidar a su rebaño, hable catalán, castellano, suahili o japonés; sin trabas, sin hacer acepción de personas; con diligencia, con amor, con entrega (de tiempo), con sacrificio, a imagen de Cristo, y con oración, muuuuucha oración

  6. Ya solo falta que pongan al lado de la diosa esta de marras una estatua de Otegi pistola en mano. En cataluña no cabe un tonto mas.

  7. el nacionalismo es como el chapapote, lo pringa todo

  8. Le sonará de algo a este cura el vellocino de oro?

  9. JO FA TEMPS QUE NO COMPRO CATALUNYA CRISTIANA JA QUE SOLSAMENENT SERVIA PER FE PROPAGANDA DEL RÈGIM.
    ARA VAIG A ESGLÈSIES QUE NO FAN APOLOGIA DEL RÈGIM I MES SI SÓN FEIXISTES COM AQUESTS CAS. L’ESGLÈSIA FA COSTAT AL INDEPÈNDENTISME PER AGAFAR TALL.¡¡¡

  10. Aquest grapat de mames o pits hi tenen molt de sentit : tots els subsidis que mamen i xuclen les entitats catalibans.

  11. Idolatran al becerro nazionalista. Una forma de herejia destructiva.
    Deberian releerse a TERTULIANO. Y dejar de hacer de tertulianos pro separatismo.

Deja un comentario