Juan Pablo II: el nacionalismo es la degeneración del patriotismo.

Aunque los nacionalistas insisten, es imprescindible no confundir patriotismo con nacionalismo.

POPE JOHN PAUL II SEEN IN IMAGE RELEASED BY POSTULATION OF SAINTHOOD CAUSE

En su último libro, Memoria e identidad (2005), Juan Pablo II hizo 3 reflexiones que nos ayudan a entender la naturaleza del nacionalismo.

1) El patriotismo es una virtud.

La patria “es en cierto modo lo mismo que el patrimonio, es decir, el conjunto de bienes que hemos recibido como herencia de nuestros antepasados”. Incluye el territorio y los elementos espirituales. El lugar del patriotismo en el decálogo es el 4º mandamiento, que nos exige honrar al padre y a la madre “porque representan para nosotros a Dios creador”, pues “la patria es verdaderamente una madre para cada uno” .

2) El nacionalismo es la degeneración del patriotismo.

El Estado debe limitar sus atribuciones. “No se puede sustituir a la nación por el Estado (…) Se debe evitar absolutamente un peligro: que la función insustituible de la nación degenere en nacionalismo. En este aspecto, el siglo XX nos ha proporcionado también experiencias sumamente instructivas, haciéndonos ver también sus dramáticas consecuencias. ¿Cómo se puede evitar este riesgo? Pienso que un modo apropiado es el patriotismo. En efecto, el nacionalismo se caracteriza porque reconoce y pretende únicamente el bien de su propia nación, sin contar con los derechos de los demás. Por el contrario, el patriotismo, en cuanto amor a la patria, reconoce a todas las otras naciones los mismos derechos que reclama para la propia y, por tanto, es una forma de amor social ordenado”.

3) La integración de la diversidad es enriquecedora.

“El espíritu polaco de la época jaguellona permitió la creación de una república integrada por varias naciones, varias culturas y religiones. Todos los polacos son conscientes de esta diversidad religiosa y nacional (…) Así pues, el espíritu polaco, en el fondo, es la diversidad y el pluralismo, no la estrechez de miras ni el aislamiento. Sin embargo, parece que esta dimensión “jaguellona” del espíritu polaco (…) ha dejado de ser lamentablemente algo obvio en nuestro tiempo” (p.111).

Traducido al caso español: el patriotismo es un sentimiento natural y ordenado, que tiene que ver con la justicia y la gratitud. Las administraciones no deben extralimitarse en sus atribuciones, tratando de alterar la naturaleza de los vínculos sociales. El nacionalismo, degeneración del patriotismo, es injusto. El patriotismo es integrador, se ensancha y no es incompatible con la convivencia de capas culturales, como sucede en Polonia y en España.

¿Habrán entendido esto la Forcades, la Caram y el monje nacionalista de Montserrat?

dolca



Categories: Alma, Huid del nacionalismo, Pensando bien

Tags: , , , , ,

9 comentarios

  1. Para Democracia Real:
    El Beato Juan Pablo II será canonizado la próxima primavera junto al Beato Juan XXIII. Si rechazas la doctrina del Papa Juan Pablo II, allá tú con tu conciencia.
    El nacionalismo es una aberración. Y condenada por el Papa. Que se enteren los husmeadores de la doctrina pontificia afines a la caverna nacionalista.

    • El papa o pontífice, una iglesia que debería estar en los tribunales por crímenes contra la humanidad. Si este es vuestro ejemplo…gracias pues me dais la razón.

    • Este tío que se lama Democracia real existe de verdad o es un holograma de internet? ¿Crímenes contra la humanidad? Ah sí, por decir que el aborto es un crimen, que se guarde fidelidad y castidad, y que el nacionalsimo es malo. Amigo, si te cogieran los catalanes de 1714 te explicarína un par de cosas.

  2. Unas muy justas y sabias reflexiones. Si señor, una cosa es ser patriota y otra cosa nacionalista. El patriotismo es constructivo y aglutinador. El amor compatible a la patria grande y a la patria chica ha forjado nuestra rica historia, nuestra cultura y nuestra sociedad en la pluralidad.

    Por más que fastidie al nacionalismo local, la identidad de Cataluña sólo se comprende, sólo puede asumirse en libertad, desde sus orígenes hispánicos y latinos. El resto son intereses ególatras de una pretendida élite “identitaria”, por cierto nada gratuita, que conduce a la confrontación permanente.

    Un saludo a todos.

  3. Aquest home no es mereix cap respecte, ja que va ser el que va tombar la modernització de l’església de Joan XXIII i Joan Pau I. Aquest home que es va carregar els practicants de la teoria de l’alliberament.
    Per què no expliqueu això?

    • Resposta a Democràcia real:
      La teologia de l’alliberament que Joan Pau II va reconduir era la interpretació de l’Evangeli segons Karl Marx. És a dir, fer servir els pobres com carn de canó d’una ideologia que va provocar 100 milions de morts. Entre d’altres i a casa nostra, els torturats i assassinats a les txeques de la Komintern aprovades per Companys.
      Quan Joan Pau II va venir a Barcelona, en Pujol va dir: “aquest home no ens entèn”. És clar: Joan Pau II, patriota, no era nacionalista. Potser tú ho ets. Et diré que entendre l’Església com un moviment polític és no entendre res. Potser per això ets nacionalista: has canviat Déu per la “nació” que ha fabricat Pujol al teu cap.
      Visca Joan Pau II, aviat Sant Joan Pau II Magne!!

    • Sí, sí, Democracia real, pero déjate de milongas y dinos… ¿qué opinas de lo que dice Juan Pablo II sobre el nacionalismo?

    • Joanot, no sé si ho saps, però l’Església es la primera (empresa) que fa política. Evidentment l’església és un moviment polític. Una església amb estat propi que et penses que fa?, ganxet?.

      L’Església és la causant de milions de morts al llarg de la història, esta bé defensar una església sanguinària que encara creu que la terra té 10.000 anys i que Déu ens va crear a partir del fang.

      Per altra banda, m’agradaria si pot ser que m’expliquis que va cer el Concili de Nicea i llavors parlarem de la teva església.

      Per altra banda, Jordi Guillot, no sé si saps que Joan Pau II va ser el gran nacionalista que va lluitar contra la Polònia comunista.
      Joan Pau II al 2003 va fer una homilia contra la guerra a Irak, però quan va arribar a Madrid al mateix any, no va obrir la boca sobre aquest assumpte. El primer nacionalista era ell. Un hipòcrita que depenent de com bufava l’aire mirava cap a una banda i l’altra. El que va tancar el tema de la Banca Vaticana.

      Deixeu-vos de tonteries, l’església des del segle VIII és un negoci (empresa) i no una religió. El que vosaltres creieu que és una religió és el seu màrqueting per vendre els seus productes. Una església que col·labora amb el Nazisme i el Feixisme, amb la mafia, per favor comenceu primer per fer autocrítica.

    • Ja ja, Democracia real no sap el que pensa l’Església. On ho has après això, al Código da Vinci o a TV3?

Deja un comentario