Hoy es San Isidro, patrono madrileño de los payeses catalanes

És que els catalans no tenim res contra els madrilenys, senyors nacionalistes.

San Isidro Olordre

Que un santo madrileño sea patrono de los campesinos catalanes merece al menos una explicación. Mucho tememos que el separatismo se busque otro santo distinto al que hasta ahora se había manifestado tan eficaz para nuestros campos: un santo que vivió entre los siglos XI y XII, y fue canonizado en 1622 por Gregorio XV. Oficialmente fue declarado patrono de los campesinos españoles en 1960 porJuan XXIII. Sin embargo, mucho antes de su canonización, el santo madrileño ya fue acogido por los payeses catalanes como patrono.

Según nos cuenta Joan Amades, destacado etnólogo y folclorista catalán: A principios del S. XVI, los “payeses” catalanes adoptaron como patrón de los frutos de la tierra al Santo madrileño, en sustitución de los santos que hasta entonces habían venerado, algunos de ellos, “payeses” catalanes: san Galderic, “payés” rosellonés; san Medín, “payés” vallesano; san Fausto, del llano de Lérida, y los santos reyes armenios Abdón y Senén”. No deja de ser curioso que en aquellos tiempos la fama del santo Isidro llegará a Cataluña en fechas relativamente tempranas, sobre todo si tenemos en cuenta que tal fenómeno no ocurrió en toda España. La actitud de los payeses catalanes parece que no fue seguida por los campesinos del resto de España, que seguían venerando en cada región o comarca a sus respectivos patronos.

Al año siguiente de su canonización, en 1623, las parroquias rurales barcelonesas de Sta. Mª del Mar y del Pino (hoy famosas parroquias de Barcelona regentadas por curas nacional-progresistas), obtuvieron unas reliquias del santo madrileño y celebraron unas solemnes fiestas, con procesiones, para su traslado. El patronazgo no fue impuesto por la Iglesia, sino por voluntad de los fieles. Así, los payeses y hortelanos del Raval, cercanos al portal de San Antonio, de San Pablo y de Sta. Madrona, que ocupaban una gran extensión de la ciudad y que hasta entonces habían venerado a los santos armenios Abdón y Senén, admitieron el copatrocinio de San Isidro, cuya imagen colocaron en un altar de la parroquia del Pino.

Los hortelanos de La Ribera (barrio barcelonés) veneraron a San Isidro en la iglesia de San Pedro, la cual se consideró, durante muchos años, como el templo propio de los payeses, y por dicho motivo se la conocía popularmente como “l’esglesia del tronxos”.

En el mismo año 1623 se le dedicó un altar en la iglesia rural de Santa Creu d’Olorde, del término de Sarriá. También muy tempranamente los campesinos de Gracia, cuando era sólo un barrio extramuros de Barcelona, celebraban una gran fiesta en honor de San Isidro. Según nos dice Amades: Els pagesos sentien més devoció per Sant Isidre que per la Mare de Déu, tinguda per patrona de la barriada”. Otros pueblos que luego se incorporarían como barrios a la Gran Barcelona como Sants, Sarriá, San Gervasio, Horta o San Andrés de Palomar, también veneraban a San Isidro.

No eran tiempos de nacionalismo, sino de tranquila convivencia.

¡Feliz día de San Isidro a nuestros hermanos madrileños, y a nuestras familias de la terra!

bastoncillo



Categories: Alma, Huid del nacionalismo, Tradiciones

Tags: , , , ,

12 comentarios

  1. A poc que s’espigoli en els llibres de baptisme de tota Catalunya es podrà observar que des de la primera meitat del segle XVII posar al nounat el nom d’Isidre va ser d’allò més comú. En zones com el Camp de Tarragona ha continuat aquesta tradició en els noms i en la devoció al sant fins als nostres dies. I, per cert, aqui al Camp mai hem parlat d’Isidre sino d'”Isidru”, coses de l’autoodi i tal…

  2. LOS CATALANAZIS NUNCA NOS IMPONDRAIS VUESTRA CATALUNYA ALDEANA, AISLADA, MONOLÍTICA, MONOLINGÜE, MONOCULTURA, IMPERIALISTA , CORRUPTA, LADRONA, CACIQUIL, ARRUINADA Y TOTALITARIA

  3. Un nacionalista separata con dos neuronas y mucho odio dirá que este santo fue impuesto por las hordas castellanas que bombardeaban cada x tiempo nuestra querida Barcelona.

    • El nacionalismo es a los tontos como la lluvia a los champiñones, les hace brotar y asomar la cabeza.

    • Te equivocas, lo más probable es que salgan los del Institut de Nova Historia diciendo que en realidad que san Isidro en realidad era Catalán, se llamaba Isidre y nació en Barcelona, y que todo lo que sabemos es un realidad una conspiración Españolistafascita en su afán de borrar y manipular la autentica, limpia y prístina historia del reino de Cataluña que existía desde tiempos antediluvianos.

      Jordi Bilbeny aportará todas las pruebas feacientes (basicamente “leer entre líneas” los libros de hsitoria) de que esto es así y el Cucucrull organizará conferencias para que la gente sepa que Isidro, al igual que Cervantes, Leonardo da Vinci, Abraham Lincoln, Alejandro Magno y Mahatma Gandhi, era un catalán pura cepa.

      Todo esto, subvencionado por la Generalitat

  4. Feliz San Isidro Labrador.
    Felices fiestas madrileños !!!

  5. Feliz día a los madrileños. Por cierto, Isidre era un nombre muy común en Barcelona en el siglo XIX. Bastante más popular que Jordi al parecer. Les invito a que se den una vuelta por el cementerio de Montjuich para comprobarlo.

  6. Buenas tardes:

    Es cierto que el santoral es fiel reflejo de la profunda tradición hispánica de Cataluña antes de que surgiera el nacionalismo catalán a fines del siglo XIX, pretendiendo hacer borrón y cuenta nueva.

    Por ejemplo pocos saben que Santa Eulàlia, patrona de Barcelona, a la cual se encomendó desde siempre la protección de Barcelona, es con absoluta probabilidad una santa romanan cuya devoción ya existían en la ciudad de época visigoda y fue recuperada en el siglo X en la Marca Hispánica, tanto como en todos los reinos cristianos coetáneos de ahí las numerosas localidades denominadas Santa Olalla, Santa Eularia, etc….etc….

    Santa Eulalia, Mártir de Mérida en época romana, era de Emerita Augusta capital de toda la Dioecesis Hispaniarum y por tanto su culto se identificaba con la idiosincrasia nacional hispánica desde la más remota antigüedad. Se ha propuesto una Santa Eulàlia de Barcelona del siglo VI pero no hay ninguna prueba objetiva al respecto.

    Es un caso similar a San Vicente Mártir de Huesca, martirizado y enterrado en Valencia en época romana, que acabó siendo igualmente un símbolo de la religiosidad hispánica sometida al dominio islámico. Su culto se extendió por toda la Península Ibérica.

    La nómina de santos hispánicos a los que se les profesa una antiquisima devoción en Cataluña es innumerable. Aparte de San Vicente y Santa Eulalia, por decir unos cuantos que se me vienen a la memoria: Sant Oriol (San Aurelio de Córdoba), Sant Cugat (San Cucufate eremita de la Sierra de Cameros en la Rioja), Sant Fruitós (San Fructuoso de Braga), Sant Sadurní (San Saturnino de Tolosa, que era la capital de la provincia visigoda de Septimania),etc..etc… Esto merecería un estudio detallado.

    En resumen Santa Eulàlia, como Sant Isidre, es una prueba de la profunda vocación hispánica de la catalanidad a lo largo de toda la historia antigua, medieval y moderna de Cataluña.

    Un saludo.

    • Una última apreciación.

      Emerita Augusta, en el actual solar de la ciudad de Mérida (capital de la Comunidad Autónoma de Extremadura). Era una ilustre colonia romana fundada a fines del siglo I a de C. por el emperador Augusto y de su yerno Agrippa, tras culminar las guerras cántabras y completar el dominio romano de Hispania.

      A partir del siglo III esta ciudad centralizó el control de toda la Administración provincial romana desplegada en todas las provincias hispanas (el territorio de la Península Ibérica, islas Baleares y orilla sur del Estrecho de Gibraltar). Por esa razón adquirió el rango de capital de la Dioecesis Hispaniarum.

      Y luego dicen los nacionalistas catalanes que la “natio hispana” no existía y que España es una cosa de cuatro días atrás. ¡Qué payasos!.

      Un saludo.

  7. No puede ser. A partir de ahora hay que buscar otro santo para los payeses catalanes. ¡A donde vamos ir a parar! Doy como idea a los independentistas, Sant Butifarra, no existe y podría ser un santo exclusivo catalán que no hace falta ni que lo canonice el Papa y leches, con que lo haga el Obispo de La Seo d’Urgell es suficientisimo.

Deja un comentario