La bandera espanyola torna al cambril de la Mare de Déu de Montserrat.

Aquest cop els monjos s’han deixat de política.

bandera española montserrat

La Guerra Civil va ser una guerra entre germans. El món estava a les portes d’un conflicte mundial, i Espanya no n’era aliena. El nacionalisme ens ven que va ser una guerra d'”Espanya contra Catalunya”. És fals. Tots els catalans saben que Catalunya es va dividir, com la resta d’Espanya.

La Generalitat d’en Companys va prohibir dir missa, quasi totes les esglésies de Barcelona van cremar, Catalunya es va poblar de txeques i milers de catalans van haver de fugir. Un bon grapat d’ells es va posar a les ordres d’en Franco i va formar una unitat militar amb l’objectiu de poder tornar algun dia a Catalunya. Eren artesans, llauradors, manobres, forners… gent d’arreu Catalunya, catalans de socarrel. A la seva unitat li van dir “Terç de Requetés Mare de Déu de Montserrat”, i per les nits cantaven el Virolai a les trinxeres. Van lluitar amb heroisme, i van aconseguir la Creu Laureada de San Fernando, el més gran distintiu espanyol al valor. El Terç es convertia en mite. Molts catalans s’hi afegien, atrets per allò que es deia del Terç:

“Si prompte vols ser enterrat
ves al Terç de Montserrat”.

Acabada la guerra, la bandera de gala del Terç -amb la imatge del Sagrat Cor i la Mare de Déu al seu escut central- va ser ofrenada solemnement a Maria de Montserrat el 8 d’octubre de 1939. El pare abat Antoni Maria Marcet  va acceptar la bandera, que presidia la celebració. L’havien brodada catalans fugits de la Catalunya republicana, i va ser apadrinada pels comtes de Montseny. Des de llavors, ha estat als peus de la Verge, recordant el sacrifici de tants catalans (318 del Terç estan enterrats a Montserrat) per tal que el poble català pogués manifestar la seva fe amb llibertat i pau. Amb el temps s’hi va afegir una bandera catalana ofrenada per la Diputació.

A les acaballes de 2011 la bandera es va retirar degut al seu estat de degradació. La Germandat del Terç s’hi va interessar i va colaborar amb aportacions populars a la seva restauració al Museu del Tèxtil de Terrassa. Consta que el pare abat Soler ha vetllat personalment per la reposició fa  uns dies d’aquest símbol, justament al 75è aniversari de la seva ofrena a la Mare de Déu.

Dolça i fidel Catalunya…

bastoncillo



Categories: Alma, Historia, Mejor juntos

Tags: , , , , ,

9 comentarios

  1. Dejar la educación en manos de las autonomias es el peor de los errores de nuestra mal llamada democracia. Un pueblo que no conoce la verdad de su Historia, es “nada”
    Gracias a DOLÇA CATALUÑA POR LA PEDAGOJIA QUE TRASMITE, mucho hay que hacer
    para difundirla entre la juventud engañada y adoctrinada

  2. Tuve la suerte de conocer a dos hermanos, ambos antiguos miembros del Terç de Montserrat. Y acabada la guerra, van los dos y no se les ocurre otra cosa que presentarse voluntarios a la División Azul y pa’ Rusia a seguir pegando tiros ¡Qué tíos!

  3. Ya era hora!
    En Cataluña se pasan la constitución por el forro de los co***** día tras día. Y vivo en Cataluña puedo demostrar que es cierto cualquier día.

  4. También hubo intelectuales, entre ellos el filólogo e historiador Martín de Riquer Morera, que huyó de Barcelona, paso a Francia y desde allí a la zona nacional, llegando a ser alférez provisional en el Tercio de Montserrat. Fué Martín de Riquer el que una noche de agosto, en el frente del Ebro, empezó a cantar el Virolai, le siguieron todos sus compañeros, y acaeció un prodigioso suceso: de las trincheras republicanas empezaron a acercarse soldados (seguramente de la quinta del biberón), que entre lágrimas y sollozos unían sus voces a las del Tercio, cantando todos juntos el Virolai a la Virgen de Montserrat.
    Como un preludio de la cercana paz entre todos los catalanes y de éstos con todos los españoles.
    Que tomen nota los husmeadores de la Doctrina pontificia de hogaño.

    • Mi tio, Jordi, de la quita de biberón , lo contaba, oír el Virolai, oír hablar en catalán, les hizo comprender las grandes mentiras de la Tcheka o República Popular donde les inculcaban que ellos eran los únicos catalanes y defendían catalunya, tiraron las armas, compartieron cigarrillos y se abrazaron como HERMANOS. Desde entonces mi tío no dejó de llevar flores a Montserrat.

    • En Dolça Catalunya, en la noticia de 21-II-2014, titulada: “¿Cataluña perdió la guerra del 36?”, se le dedicó a Don Martín de Riquer el siguiente poema:

      MARTÍN DE RIQUER MORERA,
      buen catalán y español,
      cristiano de buen crisol,
      huyó de la impía hoguera
      hacia la Fe verdadera.
      El yunque de su saber
      en el aula y en campaña,
      con Cervantes, le dio a España
      la gloria de conocer
      el más puro amanecer.

  5. La verdad me extrañaba q la hubieran quitado…los requetés son importantes en Montserrat…tienen un espacio especial un monumento y una capilla dentro del recinto…exterior…es una tradición para los catalanes de bien…que visitamos…
    Muchas gracias!!!

  6. Hermosa redacción de un episodio histórico, me temo que poco conocido en Cataluña y en el resto de España.

    • Alicia:
      Desgraciadamente …los españoles en general somos un pueblo, desagradecido, ignorante u olvidadizos…y muy manipulable…la historia a la mayoría…le importa un bledo…y así nos va.
      Es una pena y duele mucho en el alma…pero los hechos demuestran la realidad crudamente.

Deja un comentario