Historia de dos curas

El triunfo y el fracaso no son lo que parecen

pajares

Fracàs i triomf…o és a l´inrevès?

 

Nació hace 75 años en un pequeño pueblo de la España agrícola, clavado en el interior entre llanos y montes, al abrigo de una familia humilde y austera, tan pobre en recursos como rica en fe y alegría. La madre de Miguel (o de Josep) le presentó de pequeñito a Jesús, explicándole sus cosas de manera que poco a poco se fueron tratando, y del trato nació la amistad y de la amistad el amor, sencillo y fuerte. Y un buen día, todavía niños, Josep (o Miguel) decidieron darlo ya todo y dedicar su vida a quien tanto amaban, a dar razón de su fe y de su alegría, a superar cualquier obstáculo para llevar Su palabra de vida y esperanza a quien de ella necesitara. Y salieron de La Iglesuela (o de Moià) y Miguel (o Josep) se hicieron sacerdotes.

Estudiando La Palabra se enamoró también Josep de las palabras. Se licenció en filología clásica y supo compaginar la misión en su parroquia de Vic con el estudio de la gramática catalana. Entre misas y devociones populares encontraba tiempo para enseñar catalán a quien lo solicitaba. Y el buen Jesús se alegraba de amigo tan esforzado y amoroso.

El camí de Miguel passà per Sant Joan de Déu. Volent guarir ànimes i també cossos, estudià infermeria i demanà un loc a la primera línia, a l´Àfrica negra. Allà, pobre amb els més pobres, descobrí que el compromís i la companyia amorosa són més forts que la ciència i els mitjans materials. Entre misses i rosaris trobava temps per guarir els malalts i per comfortar els qui morien als seus braços. I el bon Jesús se n´alegrava d´un amic tan esforçat i amorós.

Con el paso de los años la afición de Josep por la lengua devino su ocupación primordial. Sus trabajos de gramática catalana se reconocían, se leían sus artículos de historia local e incluso llegó a elaborar un diccionario. A medida que sus clases de catalán se llenaban, los bancos de su parroquia se vaciaban, y poco a poco dejó de confesar y de celebrar el rezo del rosario. Era ya personaje de una cierta relevancia intelectual y pronto llegaron los premios y reconocimientos de las grandes instituciones del país: medalla de plata del municipio, premios de asociaciones culturales, de partidos políticos nacionalistas … incluso una Creu de Sant Jordi. Un día, sin saber bien por qué, colgó una larga bandera cubana en el campanario de su parroquia en Monistrol de Calders. Esa tarde tocaba misa -cada vez celebraba menos eucaristías- y quizás notó que había menos gente. Al pasar junto al gran crucifijo cubierto de polvo, notó que algo brillaba sobre la mejilla de Jesús: parecía una lágrima.

En Miguel va romandre a l´Àfrica durant 54 anys, primer a Ghana i després a Libèria, a l´hospital Sant Josep com a director espiritual i responsable de la pastoral dels malalts. Un matí es va llevar temolant amb febres: era la malària, el preu que l´Àfrica es cobra als qui més l´estimen. Ell va continuar la seva missió, acollint els qui patien, escrivint els familiars d´Espanya per demanar medicines i oracions, i ajudant el director de l´hospital, el germà Patrick. La seva salut es ressentia i el seu cor va necessitar d´una operació per posar-li un sten: era possible un múscul tan dèbil a un cor tan fort? Un dia van començar a arribar a l´hospital desenes de malats amb febres, vòmits i diarrees. L´èbola s´havia desfermat. L´obra de tota una vida tombà pel terra; el germà Patrick morí als seus braços; dos germanes estaven infectades; quan en Miguel va vomitar per primer cop, tancà els ulls i s´encomanà a la Mare de Déu.

Ayer regresó el hermano Miguel a su España. Aislado. Apestado. Criticado. Crucificado en un ataúd de plástico. Fracasado.

Y Jesús, desde su cruz en la habitación del hospital donde Miguel se muere, alarga sus brazos y le sonríe.

A nuestros héroes misioneros, a casa i a l´estranger. Semper fidelis.

admin-ajax.php

 

 



Categories: Pensando bien

Tags: , , , , , , , ,

4 comentarios

  1. Me sumo a lo decia aquel: Yo quitaria la larga bandera cubana y pondria en su lugar una grande y bonita estanquera.

  2. Leí ayer en el periódico que próximo a jubilarse Sitjac (Creo que este es el que critica el fichaje de Ronaldo pero calla ante el de Neymar, que además de igual escandaloso en su monto lo es, al parecer delictivo en su forma) Están presionando al Papa Francisco para que nombre a separatistas en su puesto (piden catalanistas).
    El “proces” no deja cabo suelto (excepto en el más importante que son la relaciones internacionales de “su futura” república de Cataluña, en especial el marco en el que van a quedar con la CE) y esto me recuerda a la antiguas revoluciones, en especial a las de los comuneros, que utilizaron al clero, en especial a franciscanos y dominicos para predicar la rebelión compuesta por el vulgo, los burgueses (entendiendo como tal a pequeños comerciantes. artesanos y gente de oficios y pequeños manufactureros) y nobleza urbana, quedando la alta nobleza a la expectativa como hoy los de “foment del treball”.
    Por si los nacionalistas no lo saben, que no lo sabrán ya que su visión solisipta de las historia le hace concebir a Cataluña como un ente que los marcianos trajeron del espacio aislado de todas las comunidades vecinas y que ya tenía entidad política con los primeros neathertales, digo que si no saben les diré que fueron los dominicos quienes redactaron la primera constitución moderna, que no se impuso por la victoria de “los Imperiales” que era la Ley Suprema de Castilla.
    A lo que iba, si hay algo que de verdad tiene voluntad de unir entre los fieles es la religión católica y esta idea de nombrar a proceres nacionalistas como prebostes de la grey católica va contra los principios de la iglesia, que si es excluyente en algo, no lo es en esto.
    Total que así lo entenderá Francisco I y nombrará un obispo integrador en lugar de uno disgregador y tendremos otro 1714 en 2014, fíjense que curiosos 300 años después, vendrá otra vez alguien “impuesto”.
    Por cierto soy agnóstico, pero no ignorante en el tema religioso

  3. Os felicito por el relato.
    Muchos católicos catalanes sentimos tristeza y decepción por una iglesia catalana tan politizada y empobrecida evangélicamente.
    Cuando salimos por el resto de España se nota mas labor pastoral y dinamismo evangélico.

  4. Pero españa cometio un error enorme que fue no llevarse a las otras misioneras que ran dos y habia hueco en el avion y encima pertenecian a una orden española y es lo menos que deberia haber hecho el gobierno , porque aunque fueran de otro pais eran de una orden española.

Deja un comentario