Un premio Planeta en Viladecans: “la sociedad catalana se está rompiendo”

Lorenzo Silva dice lo que los nacionalistas no quieren ver.

lorenzo silva

Silva es madrileño y escribe novelas. Ha ganado el Nadal y el Planeta con libros que gustan a la gente aunque no dejan huella . Conoce bien Cataluña: ahora vive en Viladecans. En una entrevista a La Vanguardia el pasado sábado aclara 2 cosas:

Sobre el separatismo: “Mucho catalán piensa: ‘estamos consiguiendo romper los amarres con España…’ Pero yo creo que, simultáneamente, esta sociedad se está rompiendo. Aquí hay quien ignora que existe gente que ni es de Esquerra ni tiene tatuada una estelada [cubana]. Que el 55% de catalanes siguen teniendo como primera lengua el castellano. (…) Vamos a ver la solidez de ese independentismo. (…) Yo lo que espero es que el destrozo llegue al límite máximo y, a partir de ahí, alguien empiece a recomponer las piezas. El referéndum, tal como está planteado, no se puede celebrar porque es desleal. Es un referéndum que te da a elegir entre una España siniestra y una Cataluña arcádica. Una elección absurda, no tiene mucho sentido”.

Sobre el separadorismo: “En la España no catalana yo veo cada vez más gente con un resentimiento insoluble hacia Cataluña. Con desprecio, incluso. (…) Antes, lo que uno detectaba era ignorancia respecto a Cataluña. Ahora la ignoran y quieren ignorarla. Piensan: ‘me da igual, que les den’. Eso es muy triste”.

Sí, muy triste. El nacionalismo sabe que para lograr la secesión tiene que romper los lazos afectivos en las 2 direcciones: de los catalanes con el resto de España, y del resto de españoles con los catalanes. Como dijo Prat de la Riba, esto no es obra del amor, sino del odio.

Nosotros preferimos amar. Por eso somos catalanes y españoles. Com sempre.

bastoncillo



Categories: Huid del nacionalismo, Mejor juntos, Pensando bien

Tags: , , ,

19 comentarios

  1. joan ya se le a olvidado a usted, todo lo ocurrido en can vies???

  2. zenaida no te habras equivocado de pagina????

  3. Triste pero real el daño q están haciendo…sobretodo Ciu PSC e Iniciativa , así como parte del Ppc …es horroroso…soy catalana y estoy… avergonzada…y totalmente decepcionada…con todos…especialmente con PSOE y PP… e Izquierda Unida…

    Incluso con la casa real q desde mi punto de vista no habla claro…

    • La Casa Real, no puede intervenir en temas que por ley corresponden al gobierno.
      Y si, podemos estar decepcionados con la mayoría de los políticos, pero con los políticos secesionistas que promueven,con su ejemplo, a prescindir de la ley que aprobó por mayoría el pueblo catalán, es mucho más que decepción . Comprobar que quieren ESTAR POR ENCIMA DE LA LEY, indigna.

  4. El independentismo es un cáncer que se ha generado en la sociedad catalana en base a mentiras y al fanatismo de los lideres catalanes.

  5. Yo antes tambien era anticatalán. Gracias a páginas como esta y al viaje que hice a Cataluña mi opinión cambió. No es de extrañar que una parte de la sociedad española mire mal a esta región cuando hay tantos ataques contra España. Repito que no hay que generalizar y poner a todos los catalanes como malos de la película. Visca Catalunya, visca Espanya.

  6. El separatismo es odio y destrucción. Son una secta que quieren imponer una doctrina a la ley y lo normal.

    • Pues Joan, hablé Ud. de los múltiples asaltos a sedes del PP, de Ciudadano etc. En Cataluña. Por supuesto lo ocurrido en ese pueblo sevillano no debería ocurrir, pero es por un problema de delincuencia común, no de la delincuencia política que ataca impunemente “al otro”, al que no piensa como uno.

    • En todos sitios cuecen habas y ninguna sociedad es perfecta…ni siquiera las más avanzadas.

    • Ya sabemos que para Joan, todo lo que tena que ver con Cataluña=perfecto, todo lo que tenga que ver con España=basura, el discurso de la gran mayoría de los independentistas.

    • A ver Joan: tú seguramente defiendes la sociedad racista que quieren construir los nacionalistas, porque eres catalán y sientes que te están defendiendo a tí y a tus intereses. Y porque sueñas que en vuestra “ideal” Cataluña independiente seréis parte de los que “mandan” sobre el resto de la población. Sueñas con humillar y por fin sentirte alguien. Pero no te engañes. Los que manden seguirán siendo los de siempre, y tu seguirás siendo un pringado que no pinta nada en una sociedad cada vez más paleta y cerrada en sí misma. ¿O crees que tirarte en brazos de personajillos como Pujol, Junqueras, Carod-Rovira y Más no va a tener un coste para tí porque eres catalán? El racismo estará dirigido a los que no hablan la lengua, pero el totalitarismo será una loza sobre toda la población. Y si el día de mañana se te ocurre quejarte (en catalán, por supuesto) de que a tu padre no le van a hacer una operación que necesita urgentemente hasta dentro de dos años, pero todos los hijos de Pujol son millonarios, pasarás a ser un “quintacolumnista” calumniador del oasis catalán. Qué pena das tú y todos los aspirantes a comisarios políticos como tú.

  7. Lógicamente, no se puede respetar a quien ha perdido la respetabilidad. Pero aún así ello no nos justifica para perder la nuestra ni para ceder en el esfuerzo en la objetividad, que es la clave de la humildad.

  8. En la vida de cada individuo y de cada colectividad es necesario un esfuerzo de regeneración continua de las virtudes.
    La raíz de todos los vicios —y por tanto la antítesis de la virtud— es el orgullo, que es la clave matriz de todos los nacionalismos. En pequeña medida puede ser legítimo, pero cuando se desarrolla desmedidamente engendra toda clase de males.
    Si queremos regenerar nuestra convivencia hemos de comenzar todos por ahí: por la HUMILDAD y el respeto mutuo.

    • En el caso catalán , no es el orgullo, es la soberbia.

      • Tienes razón, M.González: la soberbia es el orgullo desmedido. Aunque el orgullo en sí ya entraña ese peligro.
        En otros idiomas no existen los matices que tenemos en castellano entre orgullo y soberbia, ni la diferencia entre ser orgulloso y estar orgulloso.

    • A este respecto quiero añadir que admiro especialmente a los catalanes de buen seny que participan en este blog. Tiene mérito saber criticar los desmanes de tu gente, pero aún lo tiene más el saber hacerlo sin dejarse llevar por la susceptibilidad cuando ves criticar tu tierra desde fuera, aunque sea por sus errores.
      Cuando veo criticar a Aragón por los errores de algunos aragoneses me cuesta mantener la objetividad y a todos nos pasa algo parecido con lo nuestro.

Deja un comentario