9N: ¿de verdad es normal votar?

Si por normal se entiende lo que pasa solamente en Etiopía, sí. ¡Qué raros son nuestros separatistas!

índex

La ANC insiste en que votar es normal. Hace trampa. Lo cierto es que votar es normal… o no. Depende.

Votar según lo estipulado en las leyes es perfectamente normal. Tan normal que lo acabamos de hacer en las elecciones europeas. Las ocasiones para expresarnos son recurrentes y periódicas: elecciones locales, autonómicas, generales, europeas. Se quiere dar la imagen de que a los catalanes no nos dejan votar… ¡Pero los catalanes ya votamos constantemente! Y más que podríamos votar: la Generalitat tiene capacidad de convocar cuantos referéndums quiera sobre aquellas materias que son de su competencia. Por ejemplo, podría proponer, para el mes de noviembre próximo, un referéndum preguntándonos sobre si queremos que TV3, la televisión autonómica más cara de España, continúe existiendo o sobre si deseamos destinar el dinero de las “embajadas” catalanas por el mundo a reducir las listas de espera en los hospitales.

Claro que, si lo que se quiere es votar saltándose las leyes, entonces de normal nada de nada. Por ejemplo, no es nada normal votar sobre restringir derechos en base a sexo, raza o religión; por eso aunque pueda haber existido una mayoría social en determinados momentos de nuestra historia reciente en favor de reinstaurar la pena de muerte, no hemos votado sobre la misma. Porque votar saltándose la ley no es democrático, al contrario, es el inicio de la tiranía.

Por eso ninguna constitución en el mundo contempla la posibilidad de un referéndum en una parte de su territorio que plantee la secesión del mismo. Es totalmente anormal que se acepte la destrucción del propio país, la división social, el arrebatar derechos a los ciudadanos. Nadie lo admite: lo que llaman “derecho a decidir” es totalmente anormal. Bueno, para ser precisos, sí existe una constitución, sólo una, que prevé un proceso de secesión: la de Etiopía de 1994. Y nadie querrá convencernos que lo de Etiopía, la excepción que confirma la regla, es normal y que el resto de constituciones del mundo son anormales, ¿verdad?

Votar dentro de la ley es tan normal que lo hacemos continuamente. Votar saltándose la ley no es nada normal, por mucho que la ANC nos quiera engañar metiendo en el mismo saco cosas que son, no solo diferentes, sino contradictorias.

20140511-055542.jpg



Categories: En el Butifarrèndum, Huid del nacionalismo, Mejor juntos, Pensando bien

Tags: , , , , , , , , ,

11 comentarios

  1. No es democrático un “derecho a decidir” o “derecho de voto” que pone como primera condición que sólo votan aquellos que el grupo político que lo demanda establece que es el único llamado a votar. Aunque previa y numerosas veces haya votado al que se le niega el voto. Y que además parte de que ese “derecho de voto” queda condicionado a que, incluso el que puede votar, no puede hacerlo contra lo que se pide. Basta ver las dos preguntas como están formuladas. Porque para decir que no se quiere ser un Estado independiente, primero hay que decir en la primera que sí se quiere ser Estado. Las preguntas son falaces y capciosas a más no poder. Pero el secreto no es ese. Todavía no se ha publicado en ningún Boletín Oficial, esto es no pasa de declaración de intenciones. Porque lo que quieren es que puesto negro sobre blanco en papel oficial, sea denegado por TC, por el Gobierno o por quien tenga derecho a hacerlo. Y otra vez será la misma cantinela: “no nos quieren”, “¿por qué no se puede votar? etc. Porque es ilegal, so mastuerzos. No tenéis derecho a imponer a todos vuestros deseos y caprichos. Salvo que seais más fascistas y totalitarios que Mussolini, naturalmente. Porque queréis el voto para que luego nadie pueda votar salvo vuestros amigos, empleados y parientes.

  2. Pero si ellos mismo así lo dicen. Hace poco pregunté a un nacionalista muy vinculado al “derecho a decidir” sobre que pasaría en el supuesto de celebrarse las votaciones del 9-11 y que una región, o incluso una población, votase que no a la independencia, me contestó la independencia es cosa de todos los catalanes, Cataluña no es divisible. Me supongo porque así lo dirá la constitución que han elaborado.

  3. lo mejor es no ir a votar en el referendum illuminati del 9-11 y conseguir que sea otro butifurrendun, como el que ya hicieron en su momento.NO MES FRONTERES, SANACIÓ I AMOR ENTRE ELS POBLES, D*ESPANYA I DEL MON.NO VOTIS EL 9-11

  4. Los catalanes votamos y aprobamos la Constitución con un “SI” del 61,24% de la lista electoral . Si los políticos secesionistas no quieren respetar las reglas de juego que aprobó el pueblo catalán (junto con el resto de españoles) , que nos enteremos todos, y en todas partes, que se escudan en el pueblo para seguir llenandose los bolsillos .

  5. Puestos a votar lo que nos sale de ciruelo un servidor propone una consulta o referéndum a la ciudadanía en la que se nos pregunte si queremos seguir pagando impuestos. El “NO” sería demoledor. Verdad que no sería legal ni tendría sentido alguno? NO! Lo que pretenden votar ellos es aún más ilegal y carente de lógica y sentido!

  6. ANC no és normal , es un subterfugio de tiranía y fascismo. Su presidenta no es nada normal, es , según nos demuestra día a día “sub-normal”!

  7. Tiene razón el comentarista. Votar es normal… o no. Y tampoco la votación puede asimilarse a la Democracia. En 1947 se votó en referendo la Ley de Sucesión a la Jefatura del Estado y en 1967 la Ley Orgánica del Estado. Y todos sabemos quien mandaba en estos lares patrios. En Cuba se vota; a un sólo partido y un sólo elegible, pero se vota. Hasta en el Politburó se votaba; lo malo es el rápido problema de salud que podías tener si no te alineabas con los vencedores. Y votaciones ilegales las hay. Por ejemplo los célebres “referendos” o “consultas populares” que comenzaron en Arenys de Munt, votando menores de edad, emigrantes sin capacidad legal de voto, sin control judicial alguno; en realidad sin control alguno salvo el de los propios organizadores. De 6.517 “electores”, se abstuvo de participar el 59%. Un fracaso en toda regla teniendo en cuenta como se organizó, la propaganda que se hizo y toda la parafernalia independentista. Aparte de lo dicho antes, que eso se parecía a una consulta democrática lo que una tableta de chocolate a un balón de fútbol. Luego tenemos a San Cugat (75% de abstención) o Vilanova y Geltrú (85% de abstención) Y buscando, como es de sentido común, localidades donde la fuerza independista fuera grande. Es absolutamente cierto que salvo la anormalidad de Etiopía, ninguna constitución recoge la partición del país de la que es norma fundamental. Y nos vamos a tiempos pretéritos. En 1319 Jaime II de Aragón, “El Justo” estableció la indisolubilidad de la Corona aragonesa, o sea que no se podían partir ni dividir los reinos de Aragón y Valencia y el Principado de Cataluña en entidades con rey o príncipe distinto. Es frecuente que el que quiere dividir lo ajeno, niegue la división de lo propio.

    De paso lo de “El Justo” es uno de los apodos más injustificados que existen. Violó los tratados firmados entre Jaime I y Alfonso X ocupando tierras castellanas aprovechándose de la minoridad de Fernando IV de Castilla. Por eso Alicante, Orihuela y Elche son valencianas, cuando pertenecían al reino de Murcia. Todo ello resuelto en 1304 con la Sentencia Arbitral de Torrellas, donde intervinieron los reyes españoles Fernando IV de Castilla, Jaime II de Aragón, Dionisio I de Portugal y Muhammad III de Granada. Sólo faltó la reina de Navarra porque el tema no le afectaba demasiado aunque si estuvo un embajador. A todos interesó un tratado de paz que evitaba conflictos, creaba riquezas y suprimía conflictos de herencias. Pero llamar “El Justo” a Jaime… sólo con muchas tragaderas. Su invasión incluso fue sin previa declaración de guerra ni justificación alguna. Es una pequeña pincelada histórica. Lo importante es la decisión de Jaime II sobre la indisolubilidad de la Corona aragonesa.

  8. Y si “votar es normal”, ¿por qué los separatistas no quieren que voten todos los españoles? A fin de cuentas, la secesión de una parte de España nos afecta a todos y comportaría múltiples cambios que afectarían a la población entera: a nivel político, administrativo, legal. judicial, militar… ¿Por qué no quieren que votemos todos, por qué? ¿No dicen que “votar es normal”? ¡Pues votemos! Es lo “normal”, ¿no?

    (Son unos cínicos de mucho cuidado).

  9. “Votar és normal, votar és normal…”.

    I després va i només vota el 47% del cens, i d’aquest, només un 23% vota CiU i ERC. Au, que vagin a enganyar algú altre!!

  10. Es normal y de hecho así se hace en este país desde hace unas décadas a nivel local, regional, estatal y continental ( sólo nos falta a nivel mundial…). Obsesionarse y manipular sobre votaciones ilegales es anormal y subnormal.

Deja un comentario